Un escenario nada desconocido

El Sporting se queda, tras la derrota en Zaragoza y las victorias de Rayo y Huesca en tercera posición a tres puntos de los oscenses y a cinco de los vallecanos. Pero jugarse un ascenso yendo por detrás a cuatro jornadas del final

0

La derrota del Sporting en La Romareda ha hecho que el Sporting se caiga del ascenso directo. Además ello unido a las victorias de Huesca y Rayo hacen que éstos se vayan a tres y cinco puntos respectivamente. La jornada trigésimo novena comenzará con el Sporting en tercera plaza, pero no es una situación que le sea desconocida.

No hay que remontarse mucho para encontrar un precedente similar. Fue en la temporada 2014/2015 cuando el Sporting se jugaba el ascenso directo. El conjunto que entrenaba Abelardo Fernández afrontaba un encuentro en Santo Domingo contra el Alcorcón empatado a 72 puntos con el Girona en la segunda plaza.  Por delante de ambos marchaba el Betis con 78 y que consumaría su ascenso con dos jornadas de margen.

El Sporting ‘pinchó’ esa trigésimo novena jornada en Santo Domingo de donde no pasó del 0-0. Por su parte el Girona venció y se fue hasta los 75 puntos. Tomó el cuadro de Pablo Machín dos de ventaja que le hacían encarar las últimas tres jornadas con cierto margen. Si vencía en los tres encuentros, ascendería y dejaría al Sporting con el premio de consolación del play-off.

En las jornadas antepenúltima y penúltima ambos equipos lograron sendos triunfos lo que dejaba en una última jornada al Girona con esos dos mismos puntos de ventaja. 81 puntos el cuadro gerundense por los 79 del gijonés. Ambos afrontaban sobre el papel partidos cómodos en la última jornada. El Girona recibía al Lugo y el Sporting visitaba al Betis.

El Sporting necesitaba poco menos que un milagro: necesitaba que el Girona empatase o perdiese, mientras que el cuadro gijonés tenía que ganar por al menos dos goles. Parecía un auténtico milagro que todo se diese. Pero se dio. Aquella temporada, contra todo pronóstico y cuando todo parecía abocado a disputar un play-off, el Sporting ascendió a Primera División.

El factor golaveraje a favor para ganar los empates

Sin embargo esta temporada la situación, aunque similar, no es igual. El Sporting necesita sumar sus doce puntos en juego para meter la máxima presión posible. Pero como aquel escenario hace tres temporadas no depende de sí mismo. Necesita que de esos doce posibles, el Huesca se deje tres o el Rayo cinco para alcanzarlos. Tiene ganados todos los golaverajes posibles con vallecanos y con oscenses. Eso le faculta para estar siempre por delante en caso de un empate a puntos. Tanto individual con Rayo o con Huesca, como en caso de que se diese un triple empate.

El Lugo vuelve a cruzarse en el camino gijonés por el ascenso

Quiere el caprichoso calendario que nuevamente el Lugo pueda convertirse en juez de un posible ascenso gijonés como hace tres temporadas. En aquella ocasión fue el encargado, con un gol de Pablo Caballero en el minuto 92 de aquel encuentro en Montilivi, de entregarle en bandeja el ascenso al cuadro rojiblanco.

Como en aquella temporada el Lugo tendrá que enfrentarse, no solo a uno, sino a los dos rivales por el ascenso directo del Sporting. En la Jª40 será el Huesca quien acude al Anxo Carro para medirse al cuadro lucense. Una jornada después en la Jª41 el cuadro gallego visitará Vallecas. Como ocurrió en la temporada 2014/2015, el Lugo llegará con sus objetivos cumplidos a esas citas. Un auténtico dejà vù en la memoria sportinguista. Porque podría darse el caso de que, quizá, tres años después de nuevo el Lugo pueda ser un factor determinante en el éxito final del Real Sporting de Gijón.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies