El Málaga, intratable en casa, supera con facilidad al débil Nàstic

Los hombre de López Muñiz realizaron un partido práctico ante un Nástic desordenado, nervioso, falto de ideas y hundido en la clasificación

0

El mítico estadio malagueño de La Rosaleda fue testigo, el sábado 17 de noviembre de 2018 a las 16h, del presumiblemente desigual encuentro en el Málaga C.F. y el Nàstic de Tarragona correspondiente a la decimocuarta jornada de la Liga123. Los locales afrontaban el partido con la posibilidad de ponerse líder de la categoría y que cuenta sus partidos en su feudo por victorias. Por contra, los visitantes se veían colistas y con muy pocas esperanzas de sacar algo positivo del partido en la mente de sus aficionados.

Málaga C.F. 2 0 Nàstic de Tarragona

 

El cuadro dirigido por López Muñiz presentaba su clásico 4-4-2 para aprovechar la verticalidad de sus hombres de banda Ontiveros y Renato Santos. Enrique Martín Monreal, en su cuarto partido en el banquillo grana, introducía grandes novedades en su once haciendo debutar al chaval del filial Viti en la categoría de plata, así como, una variante táctica a su 3-5-2 pasando a 3-4-3 incluyendo, por primera vez en la temporada, juntos a Manu Barreiro y Manu del Moral.

Los primeros minutos del partido fueron de claro dominio de los de la Costa del Sol con un Ontiveros muy incisivo haciendo diagonales hacia el interior que creaban serias dudas en la media tarraconense. También los centros por banda de Renato propiciaron tres saques de esquina a favor del Málaga en los primeros diez minutos. Al Nástic, como viene siendo habitual, le quemaba en extremo la pelota y solo era capaz de pasar de medio campo a base de balones largos que Barrerio no era capaz de bajar con criterio. Pronto llegó la primera targeta amarilla sobre Blanco Leschuk por una falta a Albentosa.

Al llegar al ecuador de la primera mitad, pareció que el Nàstic se había asentado sobre el verde y se veian posesiones más largas por parte de los catalanes. Nada más lejos de la realidad, después de un clamoroso error de Josua en el despeje de un balón relativamente sencillo, Renato Santos recogió ese balón por banda derecha y puso un medido centro sobre Koné que, libre de marca por la falta de comunicación entre Djetei y Albentosa, marcaba con un cabezazo que solo podía quedarse mirando Becerra.

El gol malaguista no hizo más que aumentar el dominio local que se encontraba muy cómodo con el balón en los pies pero sin crear grandes ocasiones sobre la portería tarraconense. Por su parte, el Nàstic acrecentaba sus nervios con el balón en los pies lo que propiciaba innumerables imprecisiones en los pases que no facilitaban crear la ocasión de gol que tanto necesitaba el cuadro de la Costa Dorada.

El final del primer acto nos presentó un Málaga cómodo con una dinámica más que positiva que no logró aprovechar las dos ocasiones a balón parado por parte de Ricca para sentenciar el partido en la primera mitad y a un Nástic que casi se le podría tildar de indigno de esta categoría. La mala noticia caía en La Rosaleda en forma de lesión cuando Koné, después de realizar un regate estratosférico, notaba un tirón en su cuádriceps derecho que le obligaba a dejar su puesto a Haksabanovic.

El primer cuarto de hora del segundo acto no cambió el panorama del partido. El Málaga seguía disfrutando de ocasiones aisladas a balón parado con un Haksabanovic muy metido en el partido y el Nástic seguía sin combinar con criterio para llegar a los dominios de Kiescek. Enrique Martín decidió el primer cambio poco antes del 60 con la entrada de Abeledo, que no disfrutaba de minutos desde hacía muchas jornadas, por Manu del Moral que pasó por La Rosaleda con más pena que gloria.

Aun con el resultado corto, pareció que el Málaga se confiaba en exceso y Tete Morente se prodigaba por banda derecha con dos ocasiones que no inquietaron en demasía a Kieschek. Esta productividad se vió drasticamente cortada al ver la segunda amarilla el andaluz del Nástic con el 7 a la espalda. La decisión de Enrique Martín a esta expulsión fue cambiar el dibujo a un 4-4-1 con la entrada de Luis Suárez por Dumitru en su último cambio.

Los de López Muñiz continuaban conteporizando el marcador y el tiempo y el Nástic intentaba acercarse al área malaguista anarquicamente con la frescura de Luis Suárez pero sin demostrar ideas que esperanzaran a su parroquia.

El partido agonizaba y La Rosaleda ofreció la ovación del día al partidazo de Ontiveros cuando fue sustituido por Lacen segundo antes que a la salida de un córner en corto Blanco Leschuk sorprendió a toda la defensa del Nástic para poner un balón fácil al ex-grana Adrián que solo la tuvo que empujar para poner el 2-0 en el marcador y, así, sentenciar el partido.

Ficha técnica
Málaga C.F.: Kieszek; Pino, Diego, Pau, Ricca; Renato Santos (Hicham, min.79), Adrián, N’Diaye, Ontiveros (Lacen, min.91); Koné (Haksabanovic, min.46) y Blanco Leschuk.
Nàstic de Tarragona : Becerra; Josua, Albentosa, Djetei; Viti, Rocha, Tete, Brugui (Javi Jiménez, min.70); Dumitru (Luis Suárez, min.76), Manu del Moral (Abeledo, min.59) y Barreiro.
Goles: 1-0, min 27: Koné, 2-0, min 92: Adrián.
Árbitro: Álvaro Moreno Aragón del Comité Territorial de Madrid. Amonestó a Blanco Leschuk (min 15), N’diaye (min 34) y Ontiveros (min 88),  por el Málaga y a Tete (min 52 y 75) y Dumitru (min 72) por el Nàstic. Expulsó por doble amarilla a Tete del Nàstic en el minuto 75.
Incidencias: Partido correspondiente a la  décimocuarta jornada de la Liga 1|2|3 disputado en el estadio de La Rosaleda de Málaga.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies