Confianza plena en Miguel Torrecilla

A pesar de que todo parece abocado a un nuevo fracaso, dentro del club la confianza en el salmantino es total

0

La derrota del pasado domingo en Mallorca ha dejado al Sporting en la UVI. Con 54 puntos y solo 15 más por disputarse, las opciones de alcanzar el play-off se han reducido muchísimo. Los rojiblancos pueden llegar hasta los 69, una cifra que si bien los últimos años ha asegurado la disputa de esa promoción de ascenso, este año deja dudas. Pero para ello deben ganar todos los partidos que restan, que en su caso son cuatro. Lugo, Zaragoza, Albacete, Cádiz y lo que debía ser el encuentro frente al Reus de por medio. Eso es lo que le queda a un cuadro rojiblanco que se aferra a ello y para lo que el vestuario se conjuró sin fisuras tras el partido de Son Moix.

Pero si no ocurre esa gesta, no habrá una revolución en verano en el Sporting. La confianza en la dirección deportiva que encabeza Miguel Torrecilla es plena. Al salmantino le resta un año más de contrato y en la entidad no se lo van a negar con un despido anticipado. Él será el encargado de nuevo de formar una plantilla que vuelva a optar al retorno a la máxima categoría.

Una plantilla, eso sí, que podría sufrir un número menor de cambios que en pasadas campañas. La existencia de muchos contratos en vigor, hace pensar en un número inferior de incorporaciones a las que acometió Miguel Torrecilla las dos últimas campañas. Pero aunque no se hable de una nueva revolución, sí que sufrirá un cambio algo profundo. Y es que entre fichajes y promociones desde el filial, no parece haya menos de diez caras nuevas el próximo curso en el vestuario.

José Alberto López continuará pase lo que pase

Otro elemento de la ecuación que no está en duda es el del entrenador. José Alberto López continuará como entrenador del cuadro sportinguista pase lo que pase y se milite en la categoría en la que se milite.

No se quiere ni desde el consejo de administración, ni desde la dirección deportiva romper con todo y hacer un borrón y cuenta nueva. Eso empieza por el entrenador, quien tendrá un poder de decisión considerable a la hora de planificar la próxima temporada tal y como tuvo Rubén Baraja en la pasada. Así Miguel Torrecilla y José Alberto, trazarán juntos el plan de futuro deportivo a corto plazo del Sporting si el guión esperado, que es el de no ascender este curso, se cumple, para intentarlo el año próximo.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies