2017: Otro histórico año en el que además se dijo adiós al Calderón

El año 2017 para el Atlético de Madrid ha tenido más luces que sombras a pesar de la eliminación en la fase de grupos de la Champions League hace escasas fechas.

0

El año 2017 quedará para la historia del Atlético de Madrid por muchas razones, no solo deportivas sino también sentimentales. Será recordado por el año en el que se cambió la rivera del Manzanares por un moderno estadio a las afueras de Madrid; por el año en el que el escudo pasó a ser diferente 70 temporadas después; por el año en el que la FIFA lo sancionó sin poder fichar en el mercado de verano, con todo lo que ello conlleva; por el año en el que se consiguió la mejor racha histórica de partidos sin perder a domicilio y consecutivos en Liga; o por el año en el que se pasó de disputar de nuevo unas semifinales de Champions a caer en primera fase por culpa del Qarabag.

Durante la segunda mitad de la temporada 2016/17 en La Liga, el conjunto del Cholo cosechó unos espectaculares números, con 15 victorias, 5 empates y tan solo 2 derrotas. El equipo cayó por segunda vez el 26 de abril en el Vicente Calderón frente al Villarreal por 0-1. Esta fue la última derrota liguera hasta la del Espanyol en la última jornada del año.

Sin duda, el partido más especial fue el de la jornada 38 frente al Athletic, el último oficial jugado por el Atlético a orillas del Manzanares. Este finalizó con victoria, 3-1, siendo Correa el último goleador de la historia. Antes, Fernando Torres había conseguido un emotivo doblete.

En cuanto a la Copa del Rey, eliminó a la U.D. Las Palmas y al Eibar antes de caer en semifinales contra el FC Barcelona. Los últimos minutos en la vuelta en el Camp Nou fueron de infarto, ya que el equipo estuvo cerca de remontar el 1-2 de la ida, penalti fallado incluido.

Sin embargo, fue en la Champions League donde la afición depositó de nuevo todas sus ilusiones.  El Atlético llegó a semifinales después de eliminar con cierta facilidad a Bayer Leverkusen y Leicester en octavos y cuartos respectivamente. Se enfrentaría un año más al eterno rival, el Real Madrid, en el que es ya el derbi de Europa.

En la ida, los rojiblancos caerían en el Bernabéu por un contundente 3-0 tras hacer el peor partido de la temporada. Pero en la vuelta, empujados por un inolvidable ambiente en la que era la despedida europea del Calderón, llegaron a ir ganando 2-0 a los 15 minutos de encuentro. La remontada no pudo a consumarse debido a un gol posterior de Isco pero el equipo colchonero se despidió de la Champions por la puerta grande.

El 30 de junio se confirmaba la noticia de la sanción de la FIFA, que dejaba al club sin poder fichar durante el mercado estival. Las necesidades del equipo, especialmente la de un delantero centro de talla mundial, unidas a los rumores sobre la marcha de Griezmann hacían presagiar un verano complicado. Finalmente, la estrella francesa se quedó y el club fichó, primero a Vitolo para cederlo a la U.D. Las Palmas y luego a Diego Costa, que podrán participar ya en 2018.

El Atlético comenzaba así la temporada 2017/18, marcada por muchas novedades entre las que se incluían un polémico cambio de escudo y un moderno estadio con el extraño nombre de Wanda Metropolitano. El equipo, que no podía presentar novedades en el once debido a la mencionada sanción, inició de forma irregular la temporada.

Aún así, los números en La Liga (10 victorias, 6 empates y una derrota) le han ayudado a conseguir la mejor racha de su historia en la competición, unidos a los de la temporada anterior. El Atlético solo perdió un partido a domicilio  en 2017, precisamente el último del año, y encadenó 20  jornadas consecutivas sin caer en torneo liguero.

El momento más especial se vivió el 16 de septiembre frente al Málaga en el estreno del Wanda Metropolitano. Casi 68.000 atléticos llenaron su nueva casa para presenciar en directo un momento histórico. Griezmann grabó su nombre en la leyenda del club marcando el primer gol, que además fue el de la victoria.

El gran borrón: la eliminación de la Champions

Sin embargo, el nivel mostrado en la fase de grupos de la Champions no fue el esperado. El Atlético quedó encuadrado con Chelsea, Roma y un desconocido equipo de Azerbaiyán, el Qarabag. El sorteo le dejó a priori como favorito en el grupo junto al Chelsea pero la tarea no se preveía sencilla.

El conjunto rojiblanco no ganó un solo partido hasta la quinta jornada, en casa frente a la Roma. Antes de eso, para desesperación de la afición, fue incapaz de vencer en ninguno de sus dos partidos contra el Qarabag. A pesar de llegar a Londres en la última jornada con posibilidades, finalmente el equipo quedó eliminado de la competición y volverá a disputar la Europa League en 2018.

Sin duda, el 2017 ha tenido más luces que sombras para el Atlético de Madrid y será recordado por su afición por muchos motivos. 2018 no será el año en el que puedan lograr la tan ansiada Champions  pero sí se presenta muy ilusionante gracias a los refuerzos. No hay razones para no seguir creyendo porque, desde luego, los números siguen respaldando el consagrado proyecto del Cholo.

 Pueden seguime en Twitter: @Irenonaa

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies