2017, el año del yin y el yang en Toledo

Repasamos el 2017 del CD Toledo. Un año en el que los verdes han tenido dos caras

0

En apenas dos días el año llega a su fin y es momento de echar la vista atrás y repasar lo acontecido. En el caso del CD Toledo el 2017 ha sido un año del yin y el yang, de la cara y la cruz. Una temporada que acabó en Playoff y otra que ha comenzado dejando al equipo a dos puntos del descenso.

La cara

Sin duda el yin, la cara, del CD Toledo fue el final de la temporada pasada. El año comenzaba con victoria ante el Barakaldo que ponía al equipo con 35 puntos, segundo en la tabla a 5 del líder, el Albacete. Tres jornadas después tras un empate, un triunfo y una derrota se caía al tercer puesto.

En la jornada 31, tras cosechar tres victorias, dos empates y tres derrotas, se caía al cuarto puesto. Sin embargo, dos victorias ante rivales directos como Leioa y Fuenlabrada devolvieron al Toledo al segundo puesto, El año finalizaba con tres victorias, una ante el lider, y dos derrotas, la última en la jornada final ante el Bilbao Athletic por 3-0.

Finalmente se acababa el curso con 65 puntos en el 2º puesto por lo que el Toledo jugaría el Playoff. Gran temporada de los toledanos que vivirían una fase de ascenso en la que poner la guinda al pastel. Sin embargo, la cruz comenzaría ya en el Playoff ante Atlético Baleares.

El 21 de mayo se disputaba el primer partido de la eliminatoria en la que el equipo insular venció por la mínima en su feudo (1-0). Tocaba, el 28 de mayo, darlo todo en el Salto del Caballo para dar la vuelta a la eliminatoria. Con un marcador de 1-2, el Baleares continuó su camino en Playoff apeando del camino al Toledo.

Un verano de cambios

El verano en el fútbol siempre es tiempo de cambios. Los jugadores van y vienen y toca crear proyectos nuevo para encarar la nueva temporada.

Los que se fueron: Manolo Rodríguez, Orgaz, Dani Pérez, OzerinJauregui, Toni Sánchez, Adrián Jiménez, Hakim El Mokh, Jordan Domínguez, Ángel Crespo, Esparza, Shuang, Zarko Grbovic, Pablo González, Samuel Villa, Owusu, Roberto García, Lolo Plá y Javi Gómez.

Los que continuaron: Canario, Barranco, De Lerma, Israel Castro, Alejandro Pérez, Carlos Expósito, Gonzalo Fernández, Gonzalo Expósito, Echaide y Alcolea.

Los que llegaron: Jon Ander, Toño Vázquez, Aarón Galindo, Tomás Sánchez, Carlos Rodríguez, Álvaro Antón, Sergio García, Obed Martínez, Romagnoli, Carlos Esteve, Jorge Ortí y Héctor Figueroa.

Con la plantilla configurada y Onésimo a la cabeza comenzaba una nueva temporada, esta vez en el Grupo I, en la que luchar por el ascenso una vez más.

La cruz

La primera vuelta no ha ido bien para el Toledo. De hecho se pasó del discurso de luchar por el ascenso, a, con un gran número de contratiempos a las espaldas, imperar el discurso consistente en resistir y sumar lo que se pueda hasta el parón invernal que es cuando, se supone, llegarán los fichajes y se recuperarán los múltiples lesionados. Mientras, a trancas y barrancas, así le ha ido en la priemra vuelta conjunto toledano que no ha encadenado dos triunfos en todo lo que va de curso. Actualmente ocupan el puesto 15 con 19 puntos.

En las últimas cuatro últimas jonadas cayeron ante Ponferradina y Rayo Majadahonda, vencieron al Coruxo y volvieron a la derrota en el último partido del año ante el Fabril. Los castellano-manchegos, antes de la derrota ante el Rayo, empataron ante el Real Madrid Castilla y se impusieron en su feudo al Racing de Ferrol. Los verdes han sumado otras dos victorias, ante Gimnástica Segoviana y Atleti B; otros seis empates, ante Talavera, Guijuelo, Pontevedra, Cerceda, Real Valladolid B y UD Sanse; y otras cinco derrotas, ante Navalcarnero, Unión Adarve, Celta B, una dolorosa goleada en su feudo ante el Rápido de Bouzas y no menos dolorosa fue la del miércoles día 1 de noviembre con una gran remontada del Fuenlabrada tras ir los toledanos 3-1 en el marcador.

En definitiva, la cruz de un año 2017 que sin duda ha sido agridulce para los verdes, con luces y sombras. ¿Y ahora que? Ahora el club anunció una revolución en el mercado que esperan suponga un cambio de dinámica. El primer cambio ha sido el anuncio de la marcha de Esteve que ya no formará parte de la disciplica toledana. El 2018, sin duda, ha de ser el año del cambio para el Toledo, el año de volver a la cara y olvidar la cruz.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies