La nueva cara del Real Valladolid

El Real Valladolid sumó ante el C.D. Tenerife su tercer partido consecutivo con la portería a cero

0

El cambio en la mentalidad del equipo que anunció Luis César en la previa del partido ante el Barça B parece que ha dado sus frutos. Casualidad o no el Real Valladolid lleva, desde entonces, tres encuentros y más de 270 minutos sin recibir un gol.

«Tenemos que rebajar el número de goles en contra y eso supondrá jugar a otra cosa». Estas fueron algunas de las palabras del preparador gallego del conjunto pucelano, y a fe que se han cumplido. Desde la goleada ante Osasuna, Masip no ha tenido que recoger el balón de dentro de su portería ni una sola vez, pero ¿qué ha cambiado en el sistema del equipo para obtener estos resultados?.

Los jugadores siguen siendo los mismos o casi los mismos; el cambio más significativo ha sido la inclusión de Anuar en lugar de uno de los mediapuntas. El ceutí, pese a jugar en una posición más adelantada haciendo casi de segundo delantero, está claro que sus cualidades son más de contención y ayuda más en tareas defensivas a Borja y Luismi, además la presión y el despliegue físico que ejerce sobre el equipo rival dificultan que este salga con la facilidad de antes. No es un menosprecio a otros jugadores como Toni o Míchel, simplemente unos jugadores tienen más características defensivas y otros más defensivas.

Otro apunte positivo es que Moyano se ha estabilizado en el lateral zurdo. Sigue sin ser su posición y sigue teniendo carencias para jugar en ella, pero el hecho de jugar allí varias jornadas consecutivas va haciendo que el jienense se haya asentado y cumpla sobradamente sus funciones defensivas.

Por lo demás, tácticamente se ve un equipo más junto en todas sus líneas, más solidario, que no deja tantos espacios en la zona de mediocampo donde el rival se movía como pez en el agua. También se nota la línea defensiva más retrasada que de costumbre, lo que impide que centrales y laterales pierdan la espalda de manera reiterada, hasta ahora era muy sencillo llegar a la portería de Masip, y con un simple pase en profundidad los delanteros rivales se quedaban solos ante el arquero catalán. En este sentido, también hay que destacar que las prestaciones del ex del Barça han mejorado notablemente en las últimas jornadas con varias intervenciones muy meritorias, cosa que se echaba en falta últimamente.

Todo esto y, como no, el factor suerte, hacen que el Real Valladolid lleve tres encuentros sin encajar goles consiguiendo 7 puntos de 9 posibles. El equipo se está mostrando algo menos prolífico en ataque pero solo ha necesitado dos tantos para lograr esos 7 puntos. El Pucela sigue siendo, no obstante el equipo más goleador de la categoría y uno de los más goleados. El camino es bueno pero habrá que esperar un poco más para saber si es definitivo o se volverá a las andadas.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies