#SanMamésRemonta: Los precedentes en Europa

El Athletic Club se encuentra ante una nueva oportunidad para escribir otra página gloriosa en su historia, con Europa como escenario

0

En una temporada en la que cunde el desánimo ante el rendimiento del equipo en las competiciones nacionales, un torneo como la Europa League es el único bálsamo para dar una alegría a la parroquia. Tras una liguilla más complicada de lo esperado y el espejismo de Moscú, la ida en Marsella fue un golpe de realidad que truncó las ilusiones de muchos. Pero el fútbol siempre tendrá una reválida preparada a la vuelta de la esquina y, en el caso del Athletic, dicha prueba llega este jueves.

Tras caer 3-1 en el Velodrome, siendo el resultado lo mejor del partido, al equipo de Ziganda le espera un rival de enjundia y con ganas de venganza. El Olympique de Marsella, club más laureado de Francia y único campeón de Copa de Europa de dicho país, dejó claras sus armas en la ida. El Athletic necesitará una de esas noches mágicas, que tanto se recuerdan y tan poco se prodigan en la historia de cualquier club. Porque hay victorias grandiosas, pero triunfos que se recuerden por los tiempos de los tiempos, pocos.

El resultado exige mucho a los locales y Europa no perdona, pero el pasado de los leones arroja precedentes de todos los tipos cuando la diferencia a remontar ha sido de 2 goles en San Mamés. Los de Lezama se han enfrentado a dicha adversidad en media docena de ocasiones, remontándose la eliminatoria en la mitad de las ocasiones. He aquí los precedentes:

COPA DE LA UEFA 70-71 (vs AC Sparta de Praga)

El conjunto vizcaíno cayó en la capital de lo que se conocía por entonces como Checoslovaquia por un 2-0. El equipo vasco, entrenado por Ronnie Allen, empató 1-1 en San Mamés y cayó eliminado en primera ronda de la competición, siendo el Athletic Club Sparta de Praga quién avanzó a dieciseisavos.

COPA DE LA UEFA 77-78 (vs Ujpest Dosza)

Los hombres de Koldo Agirre salieron escarmentados de Budapest con una desventaja de 2-0, pero un San Mamés que llevó en volandas a los suyos, donde nombres históricos como Iribar, Irureta, Dani, Amorrortu, Villar o Goikoetxea entre otros inclinaron la balanza y remontaron la eliminatoria con un contundente 3-0.

COPA DE LA UEFA 77-78 (vs Aston Villa)

Tras superar al equipo húngaro, en tercera ronda esperaba todo un Aston Villa, que salió triunfador de Birmingham con un 2-0 (resultado recurrente, solo se dará un caso en que la remontada a conseguir no sea a partir de ese resultado). En la vuelta en San Mamés, los villanos se adelantaron y los leones solo pudieron empatar la contienda y despedirse de Europa.

COPA DE EUROPA 83-84 (vs Lech Poznan)

El último Athletic campeón empezó su periplo en la Copa de Europa tropezando en tierras polacas ante un rival relativamente menor. En la vuelta en San Mamés, el equipo comandado por Javier Clemente y con nombres conocidos por muchos como Zubizarreta, Endika, Sarabia o Argote dejó patente la diferencia real entre ambas entidades, remontando con un esclarecedor 4-0. Los leones caerían en la siguiente ronda por un gol ante el que acabaría siendo el campeón de la competición, el Liverpool.

COPA DE LA UEFA 86-87 (vs Beveren)

En segunda ronda, un Athletic dirigido por “El Txopo” Iribar desde el banquillo caía derrotado en tierras belgas por 3-1 (único precedente con el mismo resultado de Marsella). El Athletic se quedó a un gol de forzar la prórroga en San Mamés, pero los belgas, con un Filip De Wilde en la portería que empezaría a escribir su leyenda en el fútbol de dicha nación esa noche, sobrevivieron a la Catedral. La competición de aquella temporada tuvo un campeón inesperado como fue el IFK Göteborg sueco.

COPA DE LA UEFA 94-95 (vs Anorthosis)

El último precedente en Europa nos lleva a la isla maldita del Athletic, Chipre. Una isla donde se encuentran enterrados los restos de San Mamés pero que nunca le ha sonreído. El Anorthosis derrotó a los leones por 2-0, pero el equipo dirigido por Javier Irureta doblegó a los chipriotas anotando el 3-0 definitivo Andrinua en el 88 ante un rival que jugó la última media hora con 2 menos. Sobre el césped esa noche se encontraban entre otros el que fuera ídolo de una generación, Julen Guerrero, a quien la cubría las espaldas un tal Iosu Urrutia mientras un peleador nato llamado Ziganda intentaba superar al portero rival.

Como se puede comprobar, hay precedentes para todos los gustos, pero el San Mamés que queremos, el que adoramos, siempre ha sido una plaza deseosa de escribir una nueva epopeya. Sin duda, este jueves el rival será el más complicado al que el Athletic se haya enfrentado teniendo en cuenta las circunstancias pero, ¿Por que no?

 

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies