Una brillante Real Sociedad doblega a un pobre Atleti en Anoeta

A las 19:30 se inició el partido correspondiente a la jornada 33, que enfrentaba a la Real Sociedad y al Atlético de Madrid en Anoeta. Un partido donde los de Imanol fueron muy superiores a los de Simeone, y prueba de ello fuese ese contundente tres a cero para los donostiarras

0
Real Sociedad
3 0 Atlético de Madrid

La jornada 33 nos depararía el enfrentamiento entre la Real Sociedad y el Atlético de Madrid, en Anoeta. Uno de los partidos de mayor interés de la jornada, debido a que ambos equipos nos han brindado partidos de alto nivel. Así, una vez el reloj marcaba las 19:30 Javier Alberola -árbitro del partido- inició el partido con el pitido inicial.

Primeros cinco minutos de juego en Anoeta, donde la tónica predominante es la seguridad, ambos conjuntos mantienen el balón y tratar de avanzar con transiciones lentas sin tomar ningún riesgo. Posesiones que se han ido intercambiando entre los locales y visitantes sin crear ningún tipo de aproximación a los arcos defendidos por: Rulli –Real Sociedad- y Oblak -Atlético de Madrid-.

A pesar de que ninguno de los dos equipos llegó a producir peligro alguno, en los primeros quince minutos de juego, serían el club txuri-urdin el que propuso algo más que los rojiblancos. Los locales consiguieron mover el balón por los alrededores del área rival, a diferencia de los de Simeone que con el transcurso de los minutos fueron perdiendo el dominio del balón. Un hecho que acentuó el control del esférico a favor de los de Imanol.

Una vez superado el primer cuarto de hora del primer tiempo, el conjunto madrileño recuperó el control del balón perdido. Aun así, nadie es capaz de incomodar a los porteros. Y la primera ocasión clara del partido llegó a balón parado, el portero argentino –Rulli- atrapó un remate manso de cabeza del zaguero rojiblanco –Godín-, en el minuto 21.

Sin embargo, el que primero golpeó fue el equipo de casa, en el minuto 27 William Jose perforaría la portería del meta esloveno en una jugada que nace de una recuperación de Illarra, este realizaría una apertura a banda donde esperaba el jugador belga: Januzaj, quien puso el balón -a ras de césped- en el punto de penal. El lugar donde estaría el delantero truxi-urdin, tras despegarse de su marca con un paso atrás y así poner a su equipo por delante en el marcador con un fuerte disparo, a la cepa del poste.

En el minuto 43, Januzaj intentó sorprender a Oblak en un fuerte disparo que salió desviado del arco defendido por el esloveno, por muy poco. Minutos antes de esta gran oportunidad, el árbitro invalidaría una buena jugada por posición incorrecta de Gameiro, que parece no estarlo, que se quedaba solo en un claro mano a mano con Rulli.

De este modo, con pocas ocasiones y una jugada polémica para analizar después del partido se pondría fin al primer tiempo en Anoeta. Unos 45 minutos donde la equidad en la posesión y la ausencia de peligro –exceptuando el gol de la Real Sociedad- fue la tónica predominante.

Diego Pablo Simeone dio un paso al frente en busca del empate, para ello, el técnico argentino realizó un cambio con la reanudación del partido, Torres –sustituyendo a Correa– sería el jugador elegido para revolucionar el partido en favor de los suyos. Un Atlético de Madrid que salió a presionar a los locales, aunque, en los minutos más próximos de la reanudación sirvió de poco, pues los de Imanol salieron con un alto nivel de concentración que les permitía superar la presión.

Sin encontrar resultados claros y en busca de voltear la situación en la que se encontraba, Simeone decidió realizar un cambio –sorprendente- ofensivo, pues en el minuto 54 abandonaría el terreno de juego Juanfran, para dar paso a la incorporación de Vitolo. Como ocurrió en el primer tiempo, el colegiado volvió a invalidar una jugada de mucho peligro para los rojiblancos, por una posible mano de Fernando Torres, en el minuto 57.

Los minutos pasaban –a favor del equipo donostiarra- y el resultado seguía sin sufrir ningún tipo de variación, en un partido donde los visitantes atacaban con más frecuencia, aunque con poco peligro. Muy cómodo el equipo de Imanol, donde contó con varias internadas ofensivas como un lanzamiento desde la frontal del área, de Janujaz, que acabó mansamente en las manos de Oblak.

Los cambios dieron una mayor profundidad, por ambos costados, con Vrsaljko –ahora sí en su posición natural- en la derecha y Saúl en el perfil zurdo. De nuevo el peligro vino a través de una jugada a balón parado, donde Sime Vrsaljko consiguió rematar –con la parte trasera de su cabeza- un buen centro de Koke desde el perfil zurdo, en una falta lateral en el minuto 67.

Con los rojiblancos más volcados y acumulando un gran número de efectivos en campo rival, buscando el empate, los visitantes facilitaron mucho espacio que sería aprovechado por los locales para lanzar contraataques. Y en una buena transición defensa-ataque, rápida, William J. tuvo una clara ocasión que desperdició el autor del hasta el momento el único gol del partido, en el minuto 70.

Y en el minuto 80 llegó el gol que sentencia el partido. Un gol maravilloso debido a dos detalles concretos: primero la asistencia de William J. que deja solo a su compañero frente a frente con Oblak; y segundo la definición de Juanmi que con gran sutileza es capaz de superar al muro esloveno con una magnífica vaselina para poner tierra de por medio.

El equipo de Imanol no dejó de buscar la portería rival, en un partido donde supieron romper toda línea de presión, o de defensa, con combinaciones brillantes. Durante todo el partido los txuri-urdin llegaron con más peligro y clarividencia que su rival, que, aun contando con numerosas llegadas, o intento de asaltar el área defendida por Rulli, su única vía de peligro fueron los balones parados.

Un gris Atlético no cesó en su búsqueda constante de marcar, pero, más allá del elevado número de ocasiones que los de Simeone se acercaron a las proximidades de su rival fueron incapaces de combinar –a diferencia de su rival- para crear una jugada de gol.

Y con todo decidido, con mucho espacio, los de Imanol consiguieron cerrar un auténtico partidazo, con otro ‘golazo’ de Juanmi, en el minuto 92, tras un centro a medida, el autor del segundo gol firmaría un ‘doblete’ al cabecear el balón brindado por su compañero colocando el balón en la escuadra del arco defendido por Oblak, espectador de lujo de ambas obras de artes.

La Real Sociedad consiguió los tres puntos en un partido donde fue muy más brillante que su rival, y así, Imanol suma su tercera victoria consecutiva, ocho goles en sus dos partidos en Anoeta y por último la solidez que ha conseguido instaurar en el equipo, reflejo de esto último es que aún no han encajado ningún gol. Simeone y los suyos, tras esta dura derrota se esfuman toda esperanza de dar la sorpresa en la consecución del título de liga.

Ficha técnica
Real Sociedad: Rulli, De la Bella, Raúl Navas, Héctor Moreno, Elustondo, Illarra, Rubén Pardo (Zurutuza, 64’), Canales, Januzaj, Oyarzábal (Juanmi, 71’) y Willian José

Atlético de Madrid: Oblak, Juanfran (Vitolo, 51’), Savic, Godín, Vrsaljko, Saúl, Thomas (Gabi, 74’), Correa (Torres, 45’), Koke, Griezmann y Gameiro.

 

Goles: 1-0, Willian José (Min.26) 2-0 Juanmi, (Min.79), 3-0, Juanmi (Min.91)
Árbitro: Javier Alberola Rojas (Colegio Castilla-La Mancha). Amonestó a Juanmi (91’)
Incidencias: partido correspondiente a la jornada 33ª de LaLigaSantander disputado en Anoeta

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies