Real Madrid 109 – 93 Darussafaka: la Euroliga no es la Eurocup

Jugar en casa y estar ansiosos por volver a conquistar la Euroliga te acercan a la victoria. El Real Madrid vapuleó en el WiZink a Darussafaka (109-93)

0

Cuatro de cuatro para el Real Madrid: esta racha continuará durante algunos partidos más, salvo una magna sorpresa. Randolph (16) sigue obligando a Laso a que le deje en pista, don Facundo Campazzo continúa enviando rosas a los enamorados de este deporte, y Darussafaka no quiso molestar a los madridistas que empezaban a preparar este puente de la hispanidad.

Real Madrid 109

(25-28-22-18)

93

(18-20-20-24)

Darussafaka Tekfen

 

Si te paras a ver la confianza que transmiten los dos equipos desde el mismo calentamiento, puedes empezar a tener unas sensaciones definitorias de lo que será el partido. Los de Laso y compañía llevan formando en estos ocho años un equipo con pocas asperezas que limar en lo que a crear grupo se refiere. Así lo han demostrado desde que lanzó Luigi Lamonica el balón al aire para dar comienzo a esta Euroliga.

Rozaban los cinco minutos del primer período y Ahmet Caki, entrenador del conjunto turco, ya estaba obligado a dar un respiro a los suyos. Un inicio espléndido de Randolph -otra vez-, que se acerca más a su óptimo nivel, con Jeffery Taylor, Llull y Causeur acompañando en ataque, ponía en el marcador 11 puntos de diferencia (17-6). A la vuelta del parón, el equipo “turcoamericano” consiguió acercarse y dejar en 25-18 el resultado recortando algunos puntos; aún así, la superioridad clara seguía manteniéndose.

Llull celebrando la enésima maravilla lograda con el Real Madrid / Betfair

Tras el triple de highlight rutinario de Llull, salió el ‘Facu‘ en el segundo cuarto. Cuando la canción dice que el espectáculo debe continuar, parece estar personificando el deseo en el argentino: es todo entrega, todo creatividad, todo un seguro, arriba y abajo. Encima, se le junta últimamente ese aura de ‘enchufatodo‘ que acaba de enamorar a esas pocas personas que todavía no estaban rendidas a su juego.

Los primeros 20 minutos dejaban paso al descanso, aunque no sin levantar a todo el Palacio gracias a, primero, un taponazo del gigantón caboverdiano y a, segundo, otra genialidad de Rudy. El de Mahón provocaba el griterío en el primer tiempo, y el de Palma de Mallorca replicaba esto en el segundo (53-38). Dos jugadores de la isla a la que tanto apoyo mandamos y por la que se ha concedido un minuto de silencio al empezar el partido.

Minuto de silencio / @RMBaloncesto

Los restantes 1200 segundos fueron puro regocijo: Eddy Tavares se llevaba durante minutos enteros la ovación, Taylor y Causeur tenían un pique bilateral por ver quién estaba más enchufado desde el 6’75, Darussafaka aumentaba su anotación en vano, y Llull, simplemente Llull.

Tavares sigue manteniendo su enorme nivel en todos los aspectos del juego / @RMBaloncesto

El tercer cuarto (38-31) levantaba al Fondo Norte y al Fondo Sur del WiZink unánimemente. Muchos se mantuvieron así en el último período (18-24), mucho más relajado; sepultando a los de Estambul. Los aficionados se cambiaron las tornas con Pablo Laso, que hasta tuvo un rato para sentarse. Si el vitoriano se sienta, es que algo funcionó muy, pero que muy, bien.

Una máquina engrasada, con sus jugadores llenos de confianza, con un técnico que les impide la relajación hasta el bocinazo final y con la ración de espectáculo servida a todo aquel que se precie. Victoria sobrada que mantiene la buena tónica del equipo capitalino. El Palacio espera este domingo a un histórico como la ‘Penya’ de Badalona.

Anthony Randolph convence y demuestra cada partido / @RMBaloncesto
Ficha técnica
Real Madrid: Llull (13), Causeur (13), Taylor (13), Randolph (16) y Tavares (12) –quinteto inicial–; Rudy Fernández (5), Campazzo (7), Reyes (9), Carroll (14), Deck (2), Prepelic (2) y Kuzmic (3).
Darussafaka: McCallum (18), Brown (2), Kidd (12), Demir (-) y Eric (8) –quinteto inicial–; Ozmizrak (8), Kosut (10), Demir (-), Ozdemiroglou (6), Savas (4), Peiners (12), Dieblers (5) y Evans (8).
Árbitros: Luigi Lamonica, Piotr Pastusaik y Anne Panther, única árbitro de la competición.
Incidencias: Partido correspondiente a la primera jornada de la Turkish Airlines Euroleague en el WiZink Center.

Podéis seguirme en Twitter: @JaviMachicado4.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies