La fortuna le sonríe al City y Guardiola recupera la sonrisa

0

Una media hora de inspiración, seguida por un par de golpes de suerte, le dan al City tres puntos vitales previo a enfrentarse al Liverpool.

Lo decía la estadística y este partido lo confirmo: Fernandinho, a pesar de sus casi 34 años, es vital para el esquema del City, cuya efectividad cae casi un diez por cien cuando el brasileño no se encuentra dentro del terreno de juego; el promedio de goles recibidos aumenta de 0.8 a 1.4 y el promedio de puntos por partido baja de de 2.4 a 2.

El ataque del City volvió a lucir cuando los Citizens jugaron bien y, en los momentos más difíciles, mordió dos veces a una defensa del Soton que se mostró más vulnerable de lo normal. La primera media hora de partido, el terreno de juego, se pintó de las remeras azul rey gracias al juego coral de un City que volvió a ser el de hace un mes atrás. El primer gol vino por medio de una afortunada conexión en la banda izquierda entre Mahrez y Bernando Silva, quien lanzó una diagonal al centro del área que David Silva, con la tranquilidad que no había tenido en las últimas semanas, definió sin mayores contratiempos. 0-1 y parecía que sería otro día de campo para los de Guardiola.

Los de Hasenhüttl, salvo una oportunidad clara que habían tenido previo al gol de los Citizens, no veían el balón hasta que el City empezó a despertar los fantasmas que le han perseguido este diciembre y empezó a dar las facilidades que le habían impedido ganar en partidos que, a priori, parecían accesibles. Southampton trató y sus esfuerzos tuvieron recompensa cuando Højberg mandó el balón al fondo de las redes al minuto 37. Parecía que podía ser otra noche trunca para los Citizens.

Sterling, en una descolgada desesperada cuando el City vivía sus peores momentos, se metió al área y trató de mandar una diagonal que la pierna de Ward-Prowse previno; el problema fue que el balón batió a McCarthy y acabó adelantando a los de Guardiola. El golpe definitivo llegó escasos dos minutos del autogol, Zinchenko mandó un centro preciso para que Agüero superara a los centrales del Soton, que pecaron de inmovilidad, y el argentino definiera con un certero cabezazo que tiró a la lona al Soton. El público comenzó a increparle al árbitro un supuesto penal no concedido previo al doblete del City, pero sus reclamos se debían más a la frustración que a una genuina demanda de justicia.

El segundo tiempo fue un a mitad para el olvido que vio a un Manchester City dominante que sólo le concedió un tiro de esquina a los Saints y perdonó la cuarta anotación en varias oportunidades, convirtiendo al arquero McCarthy en el hombre del partido para los Saints. Southampton solo se salva de estar en los puestos de descenso por diferencia de goles y los Citizens, otra vez en la senda del triunfo, recibirán al Liverpool el jueves para ver si pueden reabrir la pelea por el título o si se verán obligados a optar sólo por la Champions. A ver cuáles son los límites del irregular Manchester City de Pep Guardiola.

Southampton:
McCarthy; Ward-Prowse, Ramsay, Stephens, Bednarek, Targett; Pierre Høgberg, Oriol Romeu, Mario Lemina; Charlie Austin, Elyounoussi.

Manchester City:
Ederson; Zinchenko, Laporte, Kompany, Danilo; David Silva, Fernandinho, Bernardo Silva; Sterling, Agüero, Riyad Mahrez.

Twitter: @Ricardoguajiro

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies