El Inter de Milán arrebata tres puntos contra el Udinese

0

 

INTER DE MILÁN10UDINESE

 

 

Los equipos empezaron el juego con un buen ritmo, pero sin encontrar espacio para hacerse peligrosos.

Pero en el minuto 4, de repente, Politano inventó una acción en solitario: desmarcó a dos jugadores, tiró desde fuera del área y el balón golpeó el poste.

La zona de defensa del Udinese pareció encerrar a Lukaku, así como la de los nerazzurri, dirigida por Godin (en su debut en San Siro), no dejó pasar ningún bianconero. Por eso los jugadores se vieron obligados a tirar desde afuera o demorar mucho en tres cuartos del césped.

Sensi y Barella parecían ser los más activos del Inter de Milán, mientras para animar el juego de los friulani habían De Paul y Fofana.

Desde los banquillos, Conte y Tudor sufrieron y gritaron instrucciones a sus respectivos equipos como si ya fuera un partido esencial para la temporada.

Obviamente el Inter tiene expectativas muy altas para la temporada y podría aprovechar el paso en falso de la Juventus, esta tarde, contra la Fiorentina para tomar el primer puesto en la clasificación.

Mientras el Udinese intenta en todos los sentidos hacernos olvidar las últimas dos temporadas, definitivamente entre las peores de su historia en Serie A.

En el minuto 34, todo el estadio se paró para una palmada de De Paul a Candreva. El árbitro comprobó el Var y asignó la tarjeta roja al número 10 bianconero.

Después de este episodio, la única forma en que los friulani lograron avanzar fue a través de rápidas verticalizaciones para Lasagna pero, como se puede imaginar, ahora el Inter tenía el control del juego.

De hecho, al minuto 44, llegó el gol de Sensi, con un cabezazo que venció a Musso. Cabe destacar que Godín, desde la línea de mediocampo, sirvió una asistencia perfecta en vertical para el número 12 de los nerazzurri, que con una torsión del busto, como un verdadero delantero, anotó la ventaja para el equipo de Conte.

 

Al comienzo de la segunda mitad, el ritmo pareció haberse derrumbado, pero una repentina verticalización de Lasagna, que frente a Handanovic tiró la pelota por encima del travesaño, despertó el juego de ambos los clubes.

Pero el Inter logró encontrar espacio para avanzar solo a lo largo de las bandas y nunca pudo hacerse peligroso.

Al minuto 65, Conte reemplazó a Lukaku con Lautaro, que podría dar más imprevisibilidad y velocidad a la maniobra. Entonces Udinese tuvo éxito en una empresa muy complicada como detener a uno de los delanteros más prolíficos e implacables de Europa.

Después de cinco minutos, Tudor insertó a Barak, un centrocampista muy capaz en el uno contra uno, que realmente podría ayudar a los Friulani a hacer que el equipo sufra menos la ausencia de un jugador en el campo.

El Inter de Milán parecía ser peligroso especialmente en las jugadas a balón parado. Como en el minuto 75, con el tiro libre disparado por Sensi que empeñó a Musso.

No hace falta decir que el ex jugador del Sassuolo fue el mejor en el campo esta noche.

A diez minutos del final, Sánchez debutó con la camiseta del Inter y sustituyó al magullado Politano. Esto correspondió con un doble movimiento del Udinese que insertó a Mandragora y Pussetto, para mostrar que los friulani querían no rendirse.

En la primera acción de ataque jugada, Sánchez estuvo cerca de anotar, evitado solo por una gran parada de instinto de Musso.

Los últimos segundos del partido no ofrecieron ninguna acción relevante.

Entonces el partido terminó 1-0 para los nerazzurri, que ciertamente han beneficiado por el hombre extra.

Udinese mereció un empate por la calidad expresada sobre el césped, pero hoy la suerte no fue generosa con el club. Sin embargo, es consciente de haber jugado un encuentro al mismo nivel del Inter.

Los hinchas nerazzurri esta noche, y durante la próxima semana, tendrán algo con lo que soñar ya que sus equipo es el primero en la clasificación.

 

Ficha técnica
INTER (3-5-2): Handanovic; Godin, de Vrij, Skriniar; Candreva, Barella (46′ Gagliardini), Brozovic, Sensi, Asamoah; Politano (80′ Sanchez), Lukaku (65′ Lautaro). Entrenador: Conte.
UDINESE (3-5-2): Musso; Becao, De Maio, Opoku; Larsen, Walace (81′ Mandragora), Fofana, Jajalo (71′ Barak), Sema (81′ Pussetto); De Paul, Lasagna. Entrenador: Tudor.
Goles: 1-0, min 44: Sensi.
Árbitro: Mariani de Aprilia. Expulsó a De Paul (min 35) por el Udinese y amonestó a Barella (I), Becao (U), Candreva (I).
Incidencias: Partido correspondiente a la tercera jornada de la Serie A disputado en el «G. Meazza» de Milán.

 

@CostaAlinari

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies