El Arsenal se mete en líos y vuelve a pinchar

Nuevo pinchazo del Arsenal que se mete en líos no solo por el resultado sino por los eventos que se desencadenaron durante el partido

0

Nuevo pinchazo del Arsenal que se mete en líos no solo por el resultado sino por los eventos que se desencadenaron durante el partido. El equipo marcha quinto a 4 puntos del Chelsea en cuarto lugar.

El partido empezó de manera frenética con un gol tempranero de Sokratis en un tiro de esquina en el minuto 7. En el espacio de 106 segundos llegó el segundo a través de David Luiz nuevamente en un tiro de esquina. El marcador podría haber sido incluso superior si un buen disparo de Lacazette no hubiera sido rechazado por Hennessey en su línea de gol.

Sin embargo, el Arsenal se fue desinflando y en una acción de Zaha en el área al minuto 30, Chambers lo tocó y el jugador se fue al suelo. El árbitro en un principio amonestó al atacante, pero después de una revisión del VAR decidieron acordar penal. Milivojevic lo metió al fondo de la red con mucha templanza.

Leno no tuvo chances en el penal – Fuente: Premier League

El Crystal Palace empezó el segundo tiempo amenazando el arco de Leno. Lo grave era que el Arsenal perdía el balón continuamente al salir a la contra, imposibilitando que el equipo pueda subir sus líneas y además ofreciéndole al Palace múltiples posibilidades de lastimar. Y así fue como llegó el empate de Jordan Ayew en una contra mal gestionada por el tridente de ataque en el que Pépé regaló el balón.

El Arsenal no aprovechaba en nada las posesiones de balón. El equipo exagera con la verticalidad del juego y chocan permanentemente con la oposición. Le facilitan la defensa al rival porque son muy predecibles. Daba la impresión de que con lo poco que hacía el Palace, eran más peligrosos que el Arsenal.

El empate de Jordan Ayew – Fuente: Premier League

 

Sin embargo, el momento del partido no llegó a través un lance de juego, sino ocurrió cuando Emery decidió sacar a Xhaka. Gran parte del estadio despidió a su capitán con abucheos. Xhaka no escondió su disconformidad y le dedicó un par de gestos a la grada poniendo más gasolina al fuego. Para cerrar con broche de oro, se quitó la camiseta y se fue directo a los vestuarios.

Este momento ejemplifica el estado actual del Arsenal. Es un equipo sin rumbo, sin líderes dentro del campo ni fuera. El aficionado Gunner reconoce los problemas del equipo porque son ellos más que nadie que conocen la identidad del equipo y saben lo que necesita. Arsène Wenger batió un club con una premisa: Jugar distinto al resto de clubes en Inglaterra. Y este es un juego atractivo y de posesión, llevado a cabo por jugadores con una técnica superior a la media. Jugadores elegantes en el trato con el balón, pero despiadados a la hora de buscar al arco rival.

El momento en el que Xhaka se retira al vestuario – Fuente: The Guardian

Lastimosamente, Granit Xhaka no entra en esta categoría y se convirtió hace ya tiempo en el señalado por la afición. Lo más probable es que esto no traiga ninguna consecuencia para el futuro inmediato del suizo en el equipo. Es uno de los jugadores mimados por Emery, al punto de tener relegado a Torreira (uno de los favoritos de la afición) en el banquillo de suplentes. Por esto el quiebre de la relación con Xhaka es también un ataque directo a la conducción del entrenador español.

El resto del partido fue. Cero ocasiones de gol. Incapacidad de conectar más de 3 pases seguidos. Continuas perdidas de los 3 atacantes. Y además una fragilidad defensiva que hacía que el Palace llegará a la portería de Leno hasta incluso sin querer.

Era imposible en este guion de partido que el Arsenal metiera gol. Y entonces pasó lo imposible. Tiro de esquina, balón cae en el área, y en la confusión, un rebote le cae a Papastathopoulos que fusila a Hennessey. Doblete de ‘Papastagol’, el Emirates se cae de la alegría y le vuelve el color a Unai Emery. Pero de repente, el árbitro se lleva el dedo al pinganillo y le comunican desde el VAR que hubo una falta previa al gol en el área. Milivojevic había caído al suelo después de un contacto con Chambers. Contacto más que dudoso porque son los dos jugadores que van al choque.

De hecho, en juego, no parecía haber nada. ¿Y si el árbitro decidió acordar el gol, no debería ser el quien tome la decisión final? ¿Porque no es llamado a ver la jugada? Falencias de un VAR que está acabando con el romanticismo del fútbol.

 

Sokratis lamenta la decisión del VAR – Fuente: Twitter Arsenal

Así que finalmente iba a ser imposible la victoria del Arsenal, que hasta que acabó el partido, solo tuvo un disparo de David Luiz que Hennessey sacó del ángulo. Los dos centrales del Arsenal casi se anotan un doblete cada uno. Esta estadística no refleja más que la preocupante improductividad ofensiva de un Arsenal que cuenta con 2 de los mejores delanteros de Europa en Lacazette y Aubameyang. En ningún momento del partido se los vio combinar entre ellos y menos con Pépé que también firmó un partido discreto.

 

El momento actual del Arsenal no es menos que crítico. 1 punto de 6 posibles en Premier League frente a dos equipos de menor relieve. Para un equipo que aspira a clasificarse a Champions League son 2 victorias obligatorias. Las preguntas son cada vez mayores con este equipo y Emery no hace nada para responderlas. Con los jugadores que juegan semana tras semana, el equipo no funciona. Y cada semana que pasa, la ausencia de Özil se hace cada vez más ilógica. Se está desperdiciando el talento ofensivo al no tener un jugador que los alimente. La exagerada verticalidad afecta además a jugadores como Ceballos porque no logran tener el balón en sus pies el tiempo suficiente. El Arsenal y su identidad. El Arsenal y la posesión. Cosas que no se pueden disociar. Y si Emery no corrige estas falencias, es probable que ni siquiera termine la temporada.

 

ARSENAL FC (4-4-2): Bernd Leno; Calum Chambers – Sokratis – David Luiz – Kieran Tierney (Kolasinac 75’); Nicolas Pépé – Granit Xhaka (Bukayo Saka 61’) – Matteo Guendouzi – Dani Ceballos; Aubameyang – Lacazette

CRYSTAL PALACE (4-5-1): Hennessey; Ward – Van Aanholt – Cahill – Tomkins; Milivojevic – Kouyaté (McCarthy 90’+3) – Townsend – McArthur – Zaha; Ayew (Christian Benteke 83’)

Goles: 1-0 Sokratis 7′ ; 2-0 David Luiz 9′ / 2-1 Milivojevic 32′ (PEN) ; 2-2 Jordan Ayew 52′

Amonestados ARS: Chambers 51′ / Guendouzi 90’+7

Amonestados CRY: –

Sígueme en @freshfutbol10

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies