Gumbau apuesta todo al Girona

El centrocampista del Girona se muestra muy convencido en una charla en Instagram de que lograrán el ascenso

0

El centrocampista del Girona Gerard Gumbau admitió este viernes que «este parón le ha venido bien a su equipo para constatar que le quedan once finales y que está todo en sus manos para tratar de hacer realidad el objetivo de regresar a Primera. […] Todos estamos súper comprometidos, cuidándonos al máximo para intentar mantener la forma y con muchas ganas de volver a hacer lo que más nos gusta», acentuó el mediocentro catalán de 25 años.

Gumbau es una pieza clave en los esquemas del Girona, que ansía volver a la máxima categoría por la vía rápida. «Siempre es difícil sobreponerse al duro golpe de bajar de Primera a Segunda, y aún lo ha sido más por la manera cómo sucedió todo. E hicimos, quizás, tarde el cambio de chip para darnos cuenta de dónde estábamos. Pero ahora ya estábamos en una buena dinámica», añadió el ’24’ rojiblanco en una entrevista en el perfil de Instagram del club.

«Volver a casa para ayudar al equipo a volver a Primera era la mejor propuesta que se me podía presentar. Estoy muy contento y con muchas ganas de que todo vuelva a la normalidad para intentar conseguir el objetivo que nos hemos propuesto», señaló, desde el piso en Girona en el que reside junto a su novia, el ex-futbolista del Barcelona.

El mediocentro catalán recaló en el club de Montilivi procedente del Leganés, del que conserva un grato recuerdo: «Me fue muy bien salir de mi zona de confort, de casa. Irme a Madrid, a un club tan humilde como el Leganés, me hizo crecer. Me hizo entender muchas cosas que desconocía. Tan solo tengo palabras de agradecimiento para ese club». Durante la entrevista, Gumbau también afirmó que las tres temporadas que estuvo en la disciplina del Barça suponen «una de las mejores etapas de mi vida».

«Cuando llegué al Barça B, a Segunda, no me lo creía. Y cuando debuté con el primer equipo fue increíble. En unos meses había pasado de jugar en Primera Catalana a debutar con el primer equipo del Fútbol Club Barcelona. Ahí aprendí, crecí y disfruté como jugador. Y cumplí muchos sueños. Pero seguro que vendrán días aún mejores». De la mano de Luis Enrique Martínez, llegó a jugar nueve partidos -tres de liga, tres de ‘Champions’ y tres de Copa- con el primer equipo azulgrana.

El centrocampista gerundense también desveló una anécdota vivida mientras se entrenaba junto a Leo Messi y compañía: «Un día, no sé por qué, no me sonó el despertador por la mañana. Me desperté, que aún me acuerdo, a las 11:52. Tenía 50 ó 60 llamadas perdidas. Cuando por fin llegué a la Ciudad Deportiva ya se había acabado el entrenamiento».

«Cuando entré en el vestuario todos los jugadores del primer equipo me aplaudieron. Me moría de vergüenza, de impotencia, de nervios. Casi me da una taquicardia. Es la única vez que me ha pasado algo así porque siempre he sido superpuntual, y encima me pasó en el primer equipo del Barça. Es inexplicable lo que sufrí. Lo que sudé», aseguró.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies