Mercado en el futbol femenino tras el Covid-19

Cambios en el mercado del futbol femenino tras el Covid-19

0

Finalizó la temporada en la Primera Iberdrola. Y eso implica que el mercado de fichajes empieza a moverse. Los clubes empiezan a poner y quitar jugadoras en el mercado. Incluso algunas futbolistas han colgado las botas – o previsiblemente lo harán – al terminar contrato a final del presente curso futbolístico.

El mercado post-Covid19: ERTE, compras y ventas

Esperamos, para la Temporada 20/21, un mercado de fichajes atípico. Tan curioso como el final de esta temporada. Algunos clubes ya han comenzado a anunciar movimientos: mayormente bajas y renovaciones. Incluso retiradas de algunas futbolistas, veteranas en su mayoría.

Tal y como se explicó anteriormente, muchos clubes se adhirieron al ERTE.  Esto afectará también al mercado: serán controlados los gastos en que incurran para fichar y pagar los sueldos de sus futbolistas todos aquellos clubes que se adhirieron al ERTE. Lo que implicaría menor inversión en talento externo al Club, esto es, menor posibilidad de que se den “fichajes galácticos ”.

Algunos de estos equipos que se ven afectados por las restricciones están optando por apostar por jugadoras de su fútbol formativo. Otros, seguramente, intentarán sondear el mercado en busca de buenas opciones que no impliquen perjuicio para las arcas.

¿Qué esperar de los equipos de la parte alta?

Los cinco primeros clasificados son equipos que se encuentran en distintas situaciones. Por un lado tenemos a los dos que juegan – y jugarán la próxima campaña – en Champions: Atlético de Madrid Femenino y FC Barcelona Femenino. Ambos están bastante parados y se rumorea que han tenido que renunciar a mercado internacional de mayor nivel por las consecuencias de la pandemia en las cuentas de los Clubes.

Por debajo tenemos a Levante UD Femenino, Deportivo Abanca y Athletic Club Femenino. Entre ellos existen notables y notorias diferencias. El primero ha anunciado una larga lista de bajas en todas sus líneas, algunas renovaciones, y tan solo 2 fichajes, por el momento. Las coruñesas, en cambio, han anunciado varias bajas y unas pocas renovaciones; de fichajes no sabemos nada. Finalmente, las bilbotarras han anunciado bajas, retiradas, algún fichaje… y renovaciones – algunas bastante mediáticas. Además, la particular idiosincrasia del Club vasco, que sólo permite fichar jugadoras de la tierra, puede ser un límite al moverse el mercado.

Al mando de todos los equipos de la parte alta seguirán los mismos entrenadores, salvo cambio de última hora. Dos han sido renovados recientemente, y los demás tenían contrato en vigor.

Como podemos observar las situaciones son muy dispares. Pero la inmensa mayoría de los clubes han tenido más bajas que altas, y ningún fichaje, de momento, que proceda del mercado internacional – o que pueda ser una carga para el presupuesto.

El mercado de fichajes en la lucha por no descender

También hay que prestar atención a la parte baja de la tabla, donde, antes de terminar la competición sin descensos, hasta 5 equipos luchaban por mantener la categoría. En esta situación estarían el RCD Espanyol femenino, el Valencia CF Femenino, el Real Betis Féminas, el Sporting Huelva y el Sevilla FC Femenino.

De entre ellos, los únicos que no ha tenido un éxodo de futbolistas, por el momento, han sido el cuadro sevillista y el bético. Los demás, en contraste, aún no han comenzado a anunciar altas, mientras que han comunicado gran cantidad de bajas – y parece ser que quedan algunas por comunicar. Todo parece indicar que el cuadro catalán, el onubense y el valenciano deberán remodelar su plantilla casi al completo, para intentar la próxima campaña tener a su disposición jugadoras competitivas para salir de la parte baja de la tabla.

Seguramente el comunicar bajas pero no altas sea debido a la situación derivada de la pandemia: ¿quién querría venir? ¿En qué condiciones? ¿Cómo quedarán afectados los presupuestos de los clubes? ¿Podrían querer marcharse futbolistas que en otras circunstancias se quedarían? La incertidumbre es grande, y general, por lo que respecta al próximo curso. De hecho, parece ser que ni siquiera mantendrá su nombre, ni su condición de competición no profesional – algo que ha provocado controversia y acusaciones cruzadas en los últimos días. Y estas cuestiones hay que tenerlas en cuenta en el momento de moverse por el mercado de fichajes.

En este sentido es importante resaltar que sólo el Valencia CF Femenino parece no tener aún sellado el cuerpo técnico para la temporada que viene. Los demás han anunciado que los entrenadores que terminaron la campaña, continuarán al mando la siguiente. El cuadro verdiblanco comunicó la renovación de Cherubino recientemente, mientras que el sevillista hizo lo propio con Toro hace unos meses.

Opinión: el futuro del mercado del fútbol femenino español

Otras temporadas los clubes habían recurrido a mercados internacionales, especialmente el suramericano y el asiático. Se suele tratar de futbolistas que quieren dar el salto al fútbol europeo, y no suelen tener tantas exigencias para con los equipos que las ayudan a lograrlo – ni en lo deportivo ni en lo económico. De ahí que algunos de los equipos que casi cada temporada cambian gran cantidad de jugadoras, que suelen ser menos pudientes, conocen y aprovechan bien las oportunidades procedentes de tierras americanas y asiáticas.

En las últimas campañas, algunos equipos se han movido también por Europa, pero en general han sido más fichajes de alto standing. O, sin ser necesariamente de gran nivel, han demostrado ser acertados por su adaptación y gran rendimiento en los equipos en los que han recalado, al menos durante una temporada. Así es como han llegado danesas, noruegas, neerlandesas o francesas al fútbol español. Se ha llegado a tener futbolistas de más de diez nacionalidades en la máxima competición española, habiendo sólo un equipo que no haya hecho esta clase de adquisiciones – el Athletic Club, con su particular filosofía de cantera y de incorporaciones.

En el futuro post-pandemia, y con las probables dudas e incertidumbres, las restricciones económicas y el más que posible ensanchamiento de la brecha entre equipos humildes y pudientes, el mercado seguramente volverá a sufrir modificaciones. No necesariamente a peor. También podría dar lugar a presentar una mayor estabilidad en las plantillas, algo que puede tomarse como positivo, pues la estabilidad suele implicar mejoría y aumento del rendimiento. ¿Quo vadis, futbol?

 

Para seguir el mercado de fichajes de la Primera Iberdrola, podéis pinchar aquí.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies