El banquillo del Betis: Emery y Marcelino, muy lejos

El vasco aspira a proyectos con competición continental y el asturiano pide una adaptación de la plantilla a su estilo

0

El problema que tiene el Real Betis en el banquillo es de los de generar fuertes dolores de cabeza. La apuesta por Rubi en el club se considera amortizada. Ha sido un fiasco y un error que, aunque públicamente no se admitirá, se hará de forma implícita con su salida, la cual será más pronto o más tarde según los próximos resultados que se cosechen.

Se antoja difícil, eso sí, que sea antes de que acabe la temporada por temas económicos. Un cese ahora supone tener que pagarle todo el contrato, que se extiende hasta 2022. Mientras que si se hace al acabar la temporada y, como todo indica, fuera de Europa, las condiciones para su despido se flexibilizarían tal y como se desprende desde dentro del club.

Con esa decisión tomada y solo pendiente de cuando ejecutarla, toca buscar nuevo entrenador. Y esto está siendo también un drama porque ningún técnico de cierto caché, que es lo que pretenden en la Avenida de la Palmera, quiere asumir el reto. Los preferidos, Unai Emery y Marcelino García Toral, se alejan del club si es que alguna vez estuvieron cerca. Con Emery apenas hubo un tanteo que fue rechazado de pleno por el vasco. El ex-sevillista mira a proyectos en los que si se juegue en Europa.

Marcelino García Toral en un partido con el Valencia
Marcelino García Toral en un partido con el Valencia

Por parte del asturiano el problema es económico. No tanto en su caché, que aunque elevado en el club se asumiría de buen grado. El problema es el presupuesto para adecuar la plantilla a su estilo. La actual plantilla bética está hecha para tener control del balón y dominar a través de la posesión (al menos, teóricamente, porque conseguirlo es harina de otro costal). El de Careñes quiere un equipo fuerte atrás, con toque rápido de balón y velocidad. Algo que, salvo lo de la posibilidad de tocar rápido con jugadores como Fekir, Canales o Aleñà, ni se parece a lo que hay ahora mismo.

El nombre de Javi Gracia vuelve a aparecer

Con esas dos opciones imposibles o muy improbables, el Betis debe buscar otro candidato. Ahí vuelve a aparecer un nombre que ya estuvo en la mesa hace tiempo: el de Javi Gracia. Su nombre ya sonó con fuerza en uno de los múltiples momentos de delicados de Rubi en el banquillo. Sin embargo la explosión de la pandemia y la victoria frente al Real Madrid en el último partido antes del parón lo volvió a paralizar todo.

Javi Gracia en el Watford
Javi Gracia en su última etapa como entrenador del Watford

hora el navarro apunta a ser la opción más viable para que el Betis inicie su n-ésima reconstrucción consecutiva.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies