El plan renove del Salamanca CF UDS

Terminada la temporada, en el Salamanca CF UDS trabajan, desde la sombra, para conformar un nuevo proyecto de cara a la próxima campaña. Esta semana hemos ido conociendo los resultados del duro trabajo. La ilusión invade a una afición que, por fin, ve la seriedad, profesionalidad y los cimientos donde forjar un club de éxito.

0

El Salamanca CF UDS terminó la temporada, como todos, sin llegar a poder disputar todos los partidos correspondientes y cerrando la campaña en decimotercera posición. Un puesto en la tabla que sabe a poco. Los del Helmántico confiaban en escalar algún puesto más de la clasificación.

Después de salir del confinamiento, con el fútbol en Segunda División “B” dado por concluido esta temporada, los equipos tenían tiempo de sobra para replantear sus proyectos de cara a la nueva temporada. Sus decisiones serán determinantes para aquellos que quieran disputar la nueva “Segunda División “B” PRO.

En el Salamanca UDS se optó por aquello que algunos llaman la “ley del silencio”. Se dejaron a un lado las especulaciones y desde la sombra y sin dar que hablar, el club charro a principios de este mismo mes comenzó a trabajar para sacar alguna que otra noticia después de tanto tiempo de espera por parte de sus aficionados.

El club comenzó desde abajo y no la casa por el tejado como acostumbraba. Se daba a conocer el organigrama que se iba hacer cargo de la cantera. La vuelta de Carlos Valverde, ahora como director de cantera, ha sido determinante para consolidar los cimientos de cara a la nueva campaña.

Como en todo plan renove, se efectúan las salidas de unos para dar la bienvenida a otros. Así ha ido ocurriendo. Recordada la hazaña del ascenso a la categoría de bronce, el Salamanca fue despidiendo uno por uno a los jugadores que no iban a continuar.

El primero en salir fue, Eduardo Ubis seguido de Adrián Crespo, Alex Tirlea, Dani Sotres, Hugo Díaz, Ulises Torres, Alex Serrano, Diego Aguilar, Altube y Borja López. Todos y cada uno de ellos han contado con minutos esta temporada.

Algunas salidas han dado más que hablar que otras. El portero Dani Sotres, muy querido por la afición, tomaba rumbo hacía el Cádiz, recién ascendido a la Liga Santander. Otros como Borja, tuvo una salida entre discusiones públicas en redes entre club y representante.

La primera de las renovaciones fue la de Owen Falconis, el delantero uruguayo jugará en el Salamanca tras llegar a un acuerdo con el Defensor Sporting. Tan solo ha jugado 22 minutos ante el Izarra y 29 ante el Guijuelo en la pasada campaña.

Pasadas dos semanas llenas de ajetreadas reuniones, el Salamanca CF UDS hacía oficial la llegada del nuevo técnico. Sin duda, un secreto a voces que ha ilusionado a la afición, Sergio Egea ha venido para llevar al equipo a una categoría superior como ya hizo con el Real Oviedo. Como segundo lo hará Carlos María Rodríguez junto a todo su cuerpo técnico.

Con la llegada del entrenador, se dio luz verde para la llegada de jugadores. El primero en caer en Salamanca ha sido Fernando Llorente, el mediocentro segoviano se incorpora al Salamanca UDS a sus 29 años. Le caracteriza la intensidad en defensa, buen pase en largo y técnica con una importante visión del juego.

Fernando Llorente se suma a una plantilla formada por los delanteros Uxío, Falconis, y Gio; los mediocentros Sergio Molina y Amaro y los defensas Kristian Álvarez y Aldo One. Sepúlveda continua en el club pero todo apunta que lo hará como jugador del filial de Tercera División. El extremo mexicano, Fernando Monárrez, contará con ficha en el primer equipo.

Las renovaciones pendientes son Chatón, Chiapas y Carpio. Estos dos últimos será el nuevo entrenador el que decida si se hacen posibles sus renovaciones. Respecto a Chatón, cada vez está más cerca de volver a la primera división mexicana.

Teniendo un dueño mexicano, el intercambio de jugadores de su país natal es inevitable y con ello la repercusión mediática en el país azteca que durante semanas, sin hacer nada oficial el club, afirman las idas y venidas de algunos jugadores que podrían cruzar el océano Atlántico, tanto para venir como para marcharse de Salamanca.

Todos, o al menos la gran mayoría, esperaban que el actual dueño efectuará la venta al importante inversor español del que tanto se habló, incluso llegando a mencionar un preacuerdo que, al parecer, quedó en una simple ilusión y generó una decepción más en la grada.

La no venta del club y las declaraciones de alguno de los jugadores durante el estado de alarma, se han ido tapando gracias a la venta de efectivos y la compra de otros varios con los que oxigenar al equipo en esta nueva campaña.

Pese al contrato en vigor del delantero Martín Galván, el mexicano ha vuelto a su país natal para hacer las pruebas con el FC Juárez donde contemplan su fichaje en las próximas semanas. Hasta ahora, el Salamanca no se ha pronunciado, sí lo ha hecho Octavio Mora -Inteligencia Deportiva- en ESPN.

Otra de las noticias que llegaban desde el otro continente era el fichaje de Denilson Villa por el Salamanca UDS, el atacante SUB-23 proveniente del Atlas puede jugar como punta, segundo punta o media punta. Por el momento no hay nada oficial.

Fuentes locales apuntaban el interés del club charro por el central Moisés García, Hugo Rodríguez e Imanol García, estos dos últimos fuera del alcance del Salamanca. Otros nombres que han sonado con fuerza son los de Ernest Ohemeng, Edu Cortina y el jovencísimo Ismael Benktib con el que se podría tener un preacuerdo.

Según informaba Pablo Acebo, otros jugadores cuyo fichaje podría ser inminente son el del mediocentro mexicano Luis Telles; el medio punta mexicano, Jorge Mora; el delantero argentino, Cristian Duma y el delantero mexicano, Guillermo Madrigal. Algunos de ellos están sujetos a su visado.

Entre tanto rumor se hacía oficial la llegada del segundo fichaje, Javi Jiménez, que se convertía en jugador del Salamanca. El portero logroñés de 33 años cuenta con experiencia tanto en Primera como en Segunda División. A priori, el club charro tendría bien cubiertos los palos.

Entre rumores, noticias y el revuelo en redes sociales, esto no ha hecho más que empezar. Como cada verano, vuelve el ajetreo en las oficinas del Helmántico con la esperanza de conseguir el objetivo y de haber aprendido de todos los errores cometidos a lo largo de los dos últimos años.

Se busca que sea el año del ascenso, el todo o nada de los charros para la reformulación de un club a la deriva que comienza a dar pasos firmes. Según vaya transcurriendo el verano se irán dando a conocer nuevos efectivos, incluso de equipos de la parte alta de la categoría que consigan aportar ese plus que necesita el equipo.

Esta semana, las redes sociales se han llenado de cientos de mensajes ilusionantes por parte de toda la parroquia del Salamanca UDS. La afición ha recuperado la confianza en el club, la plantilla y ahora más que nunca, confían en hacerse con el tan deseado ascenso.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies