Un Sporting que hace sufrir

La polémica derrota del Sporting ante el Español aumenta la mala racha de resultados rojiblancos con solo una victoria en los últimos 7 partidos, siendo esta última especialmente dolorosa por como se produjo.

0

El final del partido en Cornella-El Prat, con el esperpéntico gol recibido tras el córner sacado por Carmona, supuso un agridulce broche a otro buen partido del Sporting. Más allá de la polémica con el penalti sobre Babin que el árbitro no quiso ni ir a revisar, los gijoneses supieron competir y disputar el partido a un intenso Espanyol. Los locales son un equipo de categoría superior; que cuenta con muchos recursos a disposición de su entrenador para cambiar el rumbo del partido.

Por otro lado, el Sporting se presentaba al partido con poco descanso en una plantilla muy corta. Un reducido grupo de jugador que acumula muchos minutos y que disputaba el partido con un día menos de descanso. Estos inconvenientes, que se conocían desde el inicio de temporada, se están haciendo notar en los partidos con las jornadas intersemanales. Por suerte para los rojiblancos, hasta Marzo no volverán.

Aún con la mala racha de resultados, en la afición continúa la satisfacción con los suyos. Se mantiene la confianza tanto en los jugadores como en el entrenador. Y no por el buen arranque de temporada que permite al Sporting seguir en puestos de play-off, aunque ya lejos del ascenso directo. Si no porque en cada partido se ve a un equipo trabajado; un equipo que sabe a que juega y que tiene un plan de partido para cada rival que ejecuta razonablemente bien. Un equipo sacrificado, intenso y con chicos de casa. No sale a especular y que pasen pocas cosas en el césped. Sale a ganar y a dar lo mejor de cada uno para llevarse los 3 puntos, aunque en ocasiones le salga mal.

Esto, que parece tan poco, no se veía en Gijón desde el Sporting de Abelardo Fernández que sube a Primera División. Aquel Sporting de los ‘Los Guajes’ que el año pasado se intentó emular, ya que a excepción de Cumic y Saúl García, todos los jugadores se encontraban en el club en la pretemporada anterior. Pero un proyecto necesita un entrenador acorde con el, y por fin se ha encontrado en la figura de David Gallego.

Tras el escepticismo inicial, lógico por el perfil elegido, el catalán se ha ganado a la parroquia rojiblanca. Su discurso es mesurado pero sincero, con el que por suerte se ha dejado de tomar a la afición por estúpida en las ruedas de prensa. Como es previsible, ya aparecen críticas a su trabajo por los pobres resultados del último mes, pero no se puede obviar que tras mas de 4 años de sinsabores ha conseguido un hito invaluable;

Ahora el Sporting hace sufrir; hace disfrutar… porque se vuelve a desear con ilusión que sea día de partido, para ver a mi equipo.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies