George Russell, un diamante en bruto que no puede esperar más

La brillante actuación del piloto británico en Sakhir cuestiona la continuidad de Bottas en Mercedes. Una desafortunada gestión de su equipo en los boxes y un posterior pinchazo lo privó de su primera victoria en su primera y quizá única carrera en la escudería campeona del mundo.

1

El Gran Premio de Sakhir puede haber sido la gota que colme el vaso en Mercedes. La solidez de George Russell durante todo el fin de semana y la pobre actuación de Valtteri Bottas en carrera vuelven a sembrar dudas sobre el futuro del finlandés y son ya muchas las voces que instan a Toto Wolff a apostar por el piloto británico de cara a 2021.

George Russell, un diamante en bruto que no puede esperar más
George Russell emerge como una nueva alternativa para darle un sacudón a Mercedes. Imagen: roadandtrack.com

Un año decepcionante para Bottas

Desde el inicio de temporada, la valía de Bottas como piloto de garantías para Mercedes está en entredicho. Las paupérrimas actuaciones del finlandés en Spa, Monza, Mugello y Estambul hicieron que el crédito del finlandés en Mercedes fuese disminuyendo, aunque la cúpula de la escudería alemana se ha empeñado en asegurar, al menos externamente, que Bottas no estaba cuestionado internamente.

“Me gustan Bottas y Hamilton, forman una pareja que funciona bien”, declaraba Toto Wolff tras el caótico GP de Turquía en el que Bottas no logró puntuar tras ser doblado por Hamilton y hacer seis trompos.

A pesar de los innumerables intentos del Jefe de Equipo de Mercedes por acallar las críticas, el piloto finlandés no hace más que echar leña al fuego con sus pobres resultados. Incluso Daniel Ricciardo aseguró en Turquía que Bottas no puede formar parte del futuro de Mercedes: “Hamilton y Mercedes necesitan a alguien que les desafíe, y Bottas ni se acerca”. A pesar de las críticas, la situación del piloto de Mercedes parecía estable hasta esta semana.

George Russell, un diamante en bruto que no puede esperar más
Con una expresión de duda en su rostro, Valtteri Bottas duda de su futuro en Mercedes. Imagen: planetF1.com

La baja de Hamilton, una gran oportunidad

Todo cambió el pasado lunes, cuando, tras el GP de Bahréin, Mercedes confirmaba el positivo por Covid-19 de Lewis Hamilton. A pesar de los rumores que situaban a Stoffel Vandoorne y Nico Hülkenberg en el asiento del británico, poco tardó Toto Wolff en resolver cualquier duda. George Russell sería el sustituto de Hamilton en la segunda carrera en Bahréin. La situación parecía inmejorable para Bottas. Se quitaba del medio a su mayor rival y su lugar lo ocuparía un piloto que no había rodado con el W11.

Pero el sueño de Bottas se convirtió en pesadilla

Era el escenario ideal por el finlandés, pero el sueño no tardó en convertirse en pesadilla. Russell dominó las dos sesiones de libres del viernes de forma holgada, generando un nerviosismo en Bottas que le acabaría llevando a cometer varios errores. El sábado, en clasificación, el británico se quedó a tan sólo 26 milésimas de su compañero de equipo. Pero lo más duro para Bottas llegaría en la carrera.

Russell le superó en la primera curva y dominó la carrera cómodamente hasta que un safety car provocó el caos en el garaje de Mercedes. Los mecánicos le pusieron a Russell los neumáticos de Bottas, lo que le obligó a volver a parar y perder la posición con su compañero, pero poco tardó en recuperarla.

El debutante protagonizó uno de los adelantamientos de la temporada al pasar a Bottas por el exterior de la curva 6, las más rápida de este “oval” de Sakhir. Y cuando se disponía a dar caza a Sergio ‘Checo’ Pérez por el liderato, un pinchazo le privó de la victoria. A pesar de todo, y con dos paradas más, Russell acabó noveno, cruzando la línea de meta detrás de un Bottas que, a pesar de acabar por delante del británico, se sentía perdedor.

George Russell, un diamante en bruto que no puede esperar más
Russell liderando la carrera del GP de Sakhir por delante de Bottas. Foto: @MercedesAMGF1

¡Russell brilló con un coche en el que no cabía!

Pero el dato más demoledor para Bottas llegó tras la carrera, cuando Toto Wolff desveló las condiciones en las que había corrido Russell. “No olvidemos que Russell no cabe en el coche, tenía los nudillos magullados y las rodillas golpeadas, no puede frenar bien, siempre se deja un 20% de presión de frenada sin aplicar porque no puede apretar el pedal en un buen ángulo, y las palancas del embrague son demasiado pequeñas para sus manos”, dijo Wolff tras la carrera.

Los impedimentos que tuvo Russell a lo largo del fin de semana dan pie a una pregunta que se extiende por el paddock: ¿qué podría hacer Russell con un coche hecho a su medida? Parece evidente que, si en estas condiciones ha sido más rápido que Bottas, en condiciones normales sería muy superior.

Mercedes mantiene su apuesta por Bottas

A pesar de la gran actuación de Russell y la decepcionante temporada de Bottas, no parece que el asiento del finlandés corra peligro para 2021. Toto Wolff ha reafirmado que, pase lo que pase, Bottas acompañará a Hamilton la próxima temporada y Russell seguirá en Williams. Pero, aunque el finlandés tenga garantizado un año más en Mercedes, la actuación de Russell ha acelerado el principio del fin de la alianza Bottas-Mercedes.

Bottas tiene los días contados en Mercedes y, aunque Wolff se empeñe en defenderle, su situación hace tiempo que es insostenible. Prolongar la marcha del finlandés sólo servirá para que el engaño  en el que se encuentra sumido sea cada vez mayor, y mientras se alarga lo inevitable, Mercedes puede estar desaprovechando los mejores años de la carrera de Russell. Son varios los equipos que están detrás del británico, e incluso Red Bull ha dejado caer que el británico es una opción para ocupar su segundo asiento la próxima temporada.

George Russell, un diamante en bruto que no puede esperar más
George Russell rodando con el Mercedes en la clasificación del GP de Sakhir. Foto: @MercedesAMGF1

La revolución en Mercedes no puede esperar

Los de Brackley aseguran que no merece la pena romper tanto el contrato de Bottas como el acuerdo que une a Russell con Williams. Pero quizá deberían planteárselo a la inversa: ¿no sería más costoso perder a uno de los mayores talentos de la parrilla que romper un contrato? ¿Acaso no saldría más caro que Russell le quitase un título a Mercedes pilotando otro coche? Russell ha demostrado tener potencial para dominar la Fórmula 1 los próximos años. Por primera vez en muchos años, Mercedes tiene en sus filas al candidato mejor posicionado para suceder a Hamilton. Ya no hay excusas que valgan. Russell es el futuro de Mercedes y la revolución no puede esperar más.

George Russell probando por primera vez el cockpit de su auto asignado, un cockpit en el que no cabía bien, pero lo hizo de la mejor forma. Imagen: todoformula1.net

 

Sígueme en mi Twitter: @juanepizarro1, y sigue toda la información y actualidad deportiva en nuestro Twitter: @Grada3com, en Facebook: MotorGrada3 o en nuestro Instagram: grada3com.

1 comentario
  1. […] la estrella e insignia de la categoría no estaría presente. Hablamos de Lewis Hamilton que por primera vez desde 2007 se perdería un Gran Premio, ya que dio positivo en un test de COVID-19. Para sustituirle en su lugar la dirección de la escudería germana decidió llamar a George Russell. […]

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies