En un partido de alta concentración, Everton se lleva 3 puntos ante Chelsea

0

En la fecha 12 de la Premier League Everton ganó los 3 puntos a Chelsea en un partido de alto nivel táctico y futbolístico, condecorado con la vuelta de los hinchas al estadio.

El reloj en Liverpool marcaba las 8 de la noche cuando Everton y Chelsea se preparaban para disputar la jornada 12 de la Premier League 20/21. Una noche fría, como las que caracterizan a esta ciudad y más en estos días navideños contrastaba con el calor que emitían los hinchas toffees, un detalle no menor ya que volvían a Goodison Park desde el comienzo de la pandemia.

En este ambiente los dirigidos por Lampard tenían la misión de alargar su invicto y ratificar su buen momento adornado con victorias abultadas y actuaciones estelares; como la vivida en Sevilla por la Champions League. Por su parte los dirigidos por Ancelotti jugaron con el compromiso de volver a ver la victoria en casa y culminar una mala racha marcada por una victoria y dos empates en siete partidos.

El encuentro empezó como una partida de ajedrez, los equipos estudiaban los movimientos del otro sin dejar espacios libres y marcando las salidas por el centro de ambos equipos. Kanté siempre estuvo acompañado por Sigurdsson o Calvert-Lewin, según la posición del francés, lo que obligó al conjunto Blue a atacar por las bandas sin lograr resultados. Cuando los ataques prosperaron las defensas y arqueros estuvieron a la altura de las situaciones.

En medio de la batalla estratégica llega el minuto 20 cuando Edouard Mendy (arquero del Chelsea) peleó una pelota dividida con Calvert-Lewin (delantero del Everton) la secuencia registra un atropellón monumental del portero francés al atacante inglés que sin dudar el árbitro Jonathan Moss marcó como penalti. Gylfi Sigurdsson se paró frente a la pelota y con clase y categoría engañó al arquero blue para poner adelante en el marcador al Everton (1-0) Un golpeo con toda la calidad que portan aquellos marcados con la casaca #10.

Este fue el punto de inflexión que motivó aún más al conjunto de Frankie Lampard a buscar llevarse, aunque sea, un punto de Goodison Park. A partir de ahí Chelsea tuvo las opciones más claras del primer tiempo; como el tiro libre de Reece James que Pickford evacuó muy bien con sus manos, seguido de otro tiro del mismo James que dio en el palo izquierdo paseándose por la línea de gol sin encontrar a nadie que la empujara a gol. Así culminó el primer tiempo. Con los blues acechando el área de los Toffees y convirtiendo a la defensa del Everton y al arquero Jordan Pickford en figuras.

Para el segundo acto de este partido el ataque londinense continuó como una avalancha sin control, sin embargo, la defensa de los de la ciudad de Liverpool estuvieron con su concentración a tope saliendo avantes frente a las embestidas del Chelsea.

Kanté encontró espacios y tiempo para jugar, lo que mejoró la posesión blue y le dio más sentido a su ataque. Los de Lampard construyeron pequeñas sociedades para mover la pelota en espacios reducidos para luego cambiar el sentido del juego hacia los sectores libres de la cancha logrando tener ocasiones claras con dos disparos de Mason Mount. No obstante, al llegar a zonas de definición siempre se toparon con el excelente trabajo de Yerry Mina y Michael Keane.

Por el otro lado, la estrategia de Carleto Ancelotti fue aguantar en defensa y salir a la contra, una idea que desgastó mucho a jugadores como Sigurdsson, Allan, Doucoure, Iwobi y Richarlison. Everton también tuvo sus chances en la segunda mitad, las cuales fueron desaprovechadas por resolver apresuradamente, como el penalti invalidado a Calvert-Lewin por fuera de lugar. Lo mejor de Everton sucedió cuando la esférica pasaba por los piés del Islandes, quien daba calma y pases claros al ataque del equipo de Ancelotti.

El segundo tiempo se fue desarrollando y el partido se convirtió en una batalla en el medio campo que dejó como saldo 3 amarillas (dos para Chelsea y una para Everton) más una lesión en la mano del volante toffee Allan, aún así, está no le impidió culminar el partido.

El desgaste se hizo evidente y los entrenadores movieron el banco buscando soluciones y refrescar los equipos. Por el lado de los de Londres salieron Havertz y Kovacic por Abraham y Gilmour respectivamente. En el cuadro de los de Liverpool Andre Gomes, Davies y Kenny sustituyeron a Sigurdsson, Iwobi y Richarlison.

Al final, el partido culminó con un 1-0 a favor del cuadro local, llenándolo de confianza y dándole una vuelta especial a los aficionados toffees. El planteamiento de Ancelotti fue adecuado ante la baja de su figura James Rodriguez, pero los de Lampard no se quedan atrás, solo les faltó suerte y ser más claros en la zona de definición. Los toffees se llevan 3 puntos de oro en un partido de alto nivel y los blues se tendrán que reponer para seguir su senda victoriosa en la próxima fecha.

Ficha técnica

Everton

Pickford, Holgate, Mina, Keane, Godfrey, Sigurdsson, Allan, Doucoure, Iwobi, Calvert-Lewin, Richarlison.

DT: Carlo Ancelotti

Chelsea

Mendy, James, Zouma, T. Silva, Chilwell, Kovacic, Kanté, Mount, Havertz, Giroud, Werner.

DT: Frank Lampard

Estadio

Goodison Park (Liverpool)

Árbitro

Jonathan Moss

 

Por: Guillermo Gómez

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies