El Betis se aísla del ‘ruido’ de Getafe

Recibirá a un Getafe en el que los focos están puestos en José Bordalás, que no estará en el banquillo

0

El Betis ha vuelto este martes a los entrenamientos después del día de descanso concedido por su entrenador, el chileno Manuel Pellegrini, tras la victoria ante el Villarreal (1-2). Lo ha hecho con casi todos sus efectivos para preparar el partido del próximo viernes ante el Getafe en el Benito Villamarín.

Pellegrini ha dirigido una sesión en la ciudad deportiva verdiblanca en la que, en sus minutos iniciales abiertos a los medios de comunicación, se le ha visto mantener una charla con sus jugadores. Entre los que estaban el delantero centro Borja Iglesias y el mediapunta mexicano Diego Lainez, ausentes ante el Villarreal por distintas causas.

Borja Iglesias, quien se ha reencontrado con su mejor versión al anotar cuatro goles en otros tantos partidos. Se quedó fuera del equipo en el último encuentro liguero por una lesión muscular; mientras que Lainez no entró en la lista de Pellegrini por estar recién salido del confinamiento que se vio obligado a pasar tras dar positivo en COVID-19.

Por tanto, Pellegrini puede recuperar a Borja Iglesias y Lainez para la importante cita ante el Getafe. Un encuentro en el que deberá refrendar el buen momento por el que atraviesa su equipo, séptimo con 33 puntos, a tres de los europeos que marca el Villarreal. Quien sigue ausente de los entrenamientos con el grupo el central Marc Bartra. Éste está en la recta final de su recuperación de una lesión en el talón y que podría volver en unos diez días, según informó el técnico chileno en la previa del partido ante los castelloneneses.

Además, el centrocampista Víctor Camarasa cumple los plazos de rehabilitación de la grave lesión de rodilla que lo tiene en el dique seco desde el pasado agosto y para la que, cumplidos los seis meses tras la intervención, le quedarían dos más para estar en condiciones de volver a los terrenos de juego.

No quieren saber nada del ruido de sables en Getafe

Lo que no quieren en Sevilla es saber nada de lo que acontece en la casa de su rival. En el Getafe la crisis toma tintes muy agudos tras la derrota del pasado domingo frente a la Real Sociedad. Son ya cinco  encuentros sin ganar, habiendo sumando un pírrico punto frente al Alavés hace quince días. Esa mala racha y el escasísimo bagaje ofensivo del equipo, que suma más de dos partidos completos sin un tiro entre los tres palos, han puesto a José Bordalás en el foco.

El técnico valenciano ha sido reafirmado en su puesto por Ángel Torres. Pero lo cierto es que el ruido de sables sobre su posible cese suena con fuerza. Incluso se apunta a que dentro del vestuario empiezan a crecer las voces críticas contra él. Una nueva derrota el viernes en Sevilla, donde el técnico no estará en el banquillo tras ser expulsado por segunda vez en tres jornadas, le pondría en una posición muy delicada. De hecho todo apunta a que, sino suma o mejora notablemente la imagen, la continuidad de Bordalás sí que estaría muy amenazada.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies