VBC llega tarde a su cita con la Euroliga

Los de Jaume Ponsarnau tiran tres cuartos por la borda de un partido donde destacaron Sasha Vezenkov y Georgios Printezis.

1
Valencia Basket 79 88 Olympiacos Piraeus

Peligro: zona griega

Como no podría esperarse de otra manera, el partido empezó con un alto nivel de intensidad y concentración por parte de los dos equipos. Sabedores de la oportunidad de depender de ellos mismos, Valencia Basket fue a por la victoria desde el salto inicial. Así pues, no sería un trabajo fácil dado que delante tenía una plantilla plagada con míticos guerreros curtidos en mil batallas como Vassilis Spanoulis y Georgios Printezis.

De este modo, en los primeros minutos se vivieron una serie de intercambios de golpes: Guillem Vives, Nikola Kalinic (¿cómo no?) y Derrick Williams se adueñarían del protagonismo inicial. De hecho, entre el base y el estadounidense se combinarían para dejar una de las grandes jugadas de la noche con un brillante alley-oop. Por la parte griega la respuesta vendría de las manos de Octavius Ellis, Kostas Sloukas y Sasha Vezenkov.

Con el marcador igualado, Olympiacos Piraeus consiguió su primer parcial significativo a raíz de colocar una zona defensiva. Una muestra de la preparación de Georgios Bartzokas para frenar a su rival, pues esta estrategia siempre se le atraganta al conjunto de Jaume Ponsarnau. Tuvo que llegar Sam Van Rossom desde la segunda unidad para romper el parcial de 0-10 con una entrada a canasta marca de la casa.

Olympiakos se escapa en el marcador

La dinámica en ambas plantillas estaba siendo el poco acierto desde el triple. Conscientes de la importancia de lo que se estaban jugando, las muñecas de los tiradores no conseguían entrar en calor. La excepción sería Joan Sastre que lograría acertar en el centro de la diana.

Sin embargo, la defensa griega sería la gran protagonista ya que impedía la fluida circulación de balón de los taronja a la vez que conseguían opciones de contraataque abierto. Así pues, con un nuevo parcial heleno de 3-10, Ponsarnau tendría que parar el encuentro en busca de soluciones. A pesar de ello, los locales no veían la inspiración ofensiva, ni lo más grave, la intensidad defensiva. Los jugadores al verse por debajo en el marcador por más de diez puntos empezaron a revolucionarse con más voluntad que eficacia. Esa pasada de ritmo no se traducía en rendimiento y cada uno intentaba tirar del carro por su cuenta.

El contraste de la anarquía valenciasta era la calma con la que los griegos estaban llevando a cabo su plan, en el cual destacó Livio Jean-Charles haciendo mucho daño con sus cortes hacia canasta. A lo cual, se debía añadir el contratiempo de Mike Tobey que se dobló el tobillo derecho en la lucha por un rebote. Junto a estas malas sensaciones se dirigían los jugadores taronja en búsqueda de algo de aire para afrontar una segunda parte que se antoja durísima a la par que vital de cara a sus objetivos de la temporada.

Caída libre y sin frenos

Tras el descanso, Valencia Basket continuaba sin saber apagar el nerviosísmo que estaba reinando en su juego. Fruto de ello sumaba más del doble de balones perdidos que su rival. El cual volvía a pegar un mazazo a las aspiraciones taronja con un nuevo parcial de a favor esta vez en manos de 7 puntos de Printezis. Los locales estaban totalmente a merced de los griegos. En un abrir y cerrar de ojos el marcador lucía un +20 para los visitantes que olían a sangre.

Olympiacos estaba echando ya no fuera de la Fonteta, si no fuera de la ciudad de Valencia y con ello casi fuera de la Euroliga. La frustración por de los jugadores era palpable, igual que la incapacidad por encender una defensa que frenara la sangría sonrojante que estaba aplicando el equipo heleno. La desventaja llegaba a los 30 puntos tras una nueva puñalada exterior, en esta ocasión, de Sloukas.

Valencia Basket tocaba fondo al final del tercer cuarto, sin fuerzas y sin espíritu competitivo. Muestra de la desconexión mental era el porcentaje de tiros libres 8/14. A final de cuentas, un 10-30 suponía un atropello a las esperanzas de remontar el partido.

Nadar para morir en la orilla

El último cuarto supuso un nuevo «quiero y no puedo» por parte de Valencia Basket. Del mismo modo, la incapacidad por cerrar el rebote, aún perdiendo tan claramente, era uno de los factores más descorazonadores para los intereses taronja. Aún así, con más garra que cabeza se alcanzó un parcial a favor de 13-0, asumiendo muchos riesgos, teniendo a Klemen Prepelic como principal protagonista.

En la almagama de búsqueda de soluciones, Ponsarnau dio entrada a Jaime Pradilla cuando Valencia Basket llevaba remontados 19 puntos pero aún perdía de 14 a falta de 5 minutos. En ese momento, Van Rossom tenía que irse al banquillo para calmar su temperamento tras recibir una técnica por protestar. Tras esto, los locales seguían achicando agua a base de una presión a toda pista. A base de los rebotes de Pradilla y, sobre todo, dos triples de Fernando San Emeterio, Valencia Basket se colocaba a tan solo 9 puntos de su rival a fatal de 2 minutos y medio.

Tirando a base de orgullo tras verse al límite, Valencia Basket mostraba una intensidad inédita en el resto del encuentro. Olympiacos solo llevaba 5 puntos y Jean-Charles se veía expulsado por acumulación de faltas. Así pues, Vanja Marinkovic tambíen tendría su momento brillante al meter dos triples seguidos para contestar otro de Vezenkov. Sin embargo, los puntos llegaban demasiado tarde.

Ficha técnica

Valencia Basket (79): Guillem Vives (4), Klemen Prepelic (12), Nikola Kalinic (8), Derrick Williams (2) y Mike Tobey (4)- Joan Sastre (10), Sam Van Rossom (8), Louis Labeyrie (8), Fernando San Emeterio (11), Vanja Marinkovic (10), Bojan Dubljevic (2) y Jaime Pradilla (0).
Olympiacos Piraeus (88): Kostas Sloukas (8), Charles Jenkins (0), Sasha Vezenkov (19), Georgios Printezis (18) y Octavius Ellis (11)- Livio Jean-Charles (8), Vassilis Spanoulis (4), Vasilis Charalampopoulus (0),  Giannoulis Larentzakis (8), Kosta Koufos (8) y Shaquielle Mckissic (4).
Parciales: 19-23|12-21|10-30|38-14|
Árbitros:  Olegs Latisevs, Jakub Zamojski y Robert Vyklicky.
Incidencias: Partido correspondiente a la Jornada 31 de la Turkish Airlines Euroleague disputado en la Fonteta.

Síganme en en Twitter en @mpouscas y sigan para más información y actualidad sobre baloncesto a @G3Basket.

 

1 comentario
  1. […] semana con dos partidos de Euroliga. Habiendo saboreado la cara y la cruz tras la derrota contra Olympiacos Piraeus y la (más que trabajada) victoria contra Alba Berlin, el conjunto de Jaume Ponsarnau hacía frente […]

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies