Andrea Trinchieri y la diversidad cultural en los banquillos

Andrea Trinchieri “Un entrenador tiene que construir puentes hacia los jugadores"

0

FC Bayern München necesita ganar todos los partidos que le quedan para poder pasar por primera vez una ronda del Play-off de la Euroleague. Los alemanes se encuentran en una buena temporada y fuera de su zona de confort, justo como Andrea Trinchieri hubiera querido a principio de este año. 

El carismático preparador italiano piensa que los jugadores solo pueden evolucionar si se exponen a sí mismos a nuevas y complicadas situaciones. Especialmente en estos momentos tan indecisos que corren. 

» Yo lo que realmente quiero no es solo aceptar los desafíos, sino también aceptar los cambios». 

«Desarrollar nuevas habilidades debería de ser trending topic en estos momentos» explicó. «Es obligatorio, yo lo que realmente quiero no es solo aceptar los desafíos, sino también aceptar los cambios. Y para encarar algo que al principio parece difícil, algo que probablemente dirías «ah, pero no estoy acostumbrado a esto». Sí, no estás acostumbrado, pero, ¿y si consigues acostumbrarte?. Sólo puedes mejorar. La zona de confort en cualquier trabajo derrota al talento».

Trinchieri es el hombre perfecto para entender la mejor forma de juntar la diversidad cultural del equipo bávaro ya que desde muy pequeño se ha encontrado en un ambiente multicultural.

«Por parte de mi madre, nuestra familia es de Europa del este, mi abuelo fue el cónsul italiano en Boston; y por parte de mi padre, mis abuelos son de Kentucky y él de Massachusetts. Así que básicamente soy un punto de fusión.» 

«Nací y crecí en Italia, he podido viajar por toda Europa y también por parte de Asia debido a que vengo de una familia de diplomáticos. Cada lugar del mundo tiene un olor diferente, esto te hace abrir los ojos ver que en cada país la gente se comporta e interactúa de diferente forma».

«Pasé mucho tiempo en diferentes países y me siento bendecido de ser así, porque ahora estoy preparado para ir a todos los países y tratar de aprovechar lo mejor de mi experiencia y adaptarme al país, al estilo de vida, a la gente, a los aficionados. En cada país necesitan algo diferente porque están acostumbrados a algo específico. Así que sé adaptable, flexible y, lo más importante, sé abierto: abierto a cambios, abierto a nuevas culturas, nuevos idiomas. Y creo que es un desafío muy intrigante «. Trinchieri dijo que cree que su exposición juvenil a una variedad de culturas ha jugado un papel importante en su éxito como entrenador, que lo ha llevado a ganar trofeos nacionales en Italia, Rusia, Serbia y Alemania.

Foto vía Euroleague.net

«Estoy preparado para ir a todos los países e intentar aprovechar lo mejor de mi experiencia y adaptarme».

«Es diferente cuando interactúas con un chico joven de los Estados Unidos o un chico joven de Serbia «, explicó.» Es diferente porque su educación, sus expectativas, sus tradiciones son diferentes. Entonces, si puedes ser abierto y saber que hay una diferencia, es una ventaja. Seguro, es 100% una ventaja. Poder interactuar con personas de diferentes países acorta el tiempo que necesitas para comprenderlos. Al final, un entrenador tiene que construir puentes, no muros. Entonces, si sabes a quién tienes frente a ti, de dónde viene, tal vez si tienes suerte de saber el idioma…, vaya, ya tienes un puente medio construido «.

Ese enfoque significa que Trinchieri siempre ha preferido adaptar sus ideas y sus hábitos de trabajo a los distintos entornos en los que se encuentra, antes que intentar imponer los mismos métodos en todos los clubes.

«Cada país tiene pros y contras», dijo. «Así que en Alemania tienes una organización increíble, una gran disciplina, yo diría que hay orden, todo está en el lugar correcto en el momento correcto. Pero si lanzas la moneda, la otra cara es que la zona de confort te está esperando. Porque tienes todas las herramientas, y todo se trata de ti. No está dentro de la motivación de todos luchar contra esa zona de confort».

«El crecimiento de un jugador nunca es lineal; da un paso adelante, dos hacia atrás, un paso a un lado, y quizás  cinco pasos adelante».

Pero en la zona de los Balcanes, la gente no tiene mucho. Así que luchan todos los días por una vida mejor, un futuro mejor y su motivación es enorme. Entonces, tal vez allí tengas que controlar un poco su feroz motivación, y aquí en Alemania, debes implementarlos y empujarlos. Esto es algo que estoy tratando de hacer, sabiendo que el camino está lleno de baches con muchas curvas, muchos altibajos. El crecimiento de un jugador nunca es lineal; das un paso adelante, dos pasos atrás, un paso a un lado y quizás cinco pasos adelante «.

Esta semana Trinchieri tendrá el mayor desafío hasta ahora con su equipo. 2-0 abajo en la serie de playoffs contra AX Armani Exchange Milán y necesitando ganar todos los partidos restantes para sobrevivir y avanzar. Pero definitivamente no se dejará intimidar por el desafío y tiene un mensaje simple para su equipo: «Todos los días les digo a mis jugadores: empezamos de cero. Ayer tal vez tuviste un mal día, así que tienes una nueva oportunidad, un nuevo día para hacer tu mejor esfuerzo. Al mismo tiempo, si ayer tuviste un gran día, nuevamente, empezamos de cero. Tienes que ganarte el día «.

Esta semana, Trinchieri y su Bayern aspiran a hacer historia en el conjunto bávaro.

Síganme en @Polpeig, y sigan toda la actualidad e información deportiva en @Grada3com, y todo el baloncesto en @G3Basket.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies