Finney-Smith logró el game winner en otra noche histórica de Doncic

El esloveno lideró a los Mavericks a una nueva victoria que les permite alcanzar la quinta posición del Oeste, adelantando a los Lakers.

0
Washington Wizards 124 125 Dallas Mavericks

 

Se enfrentaban en el American Airlines de Dallas dos equipos en clara dinámica positiva. Los Wizards, después de unos primeros meses de competición llenos de dudas y crisis de resultados han encontrado su juego. Liderados por su pareja de estrellas, Bradley Beal y Russell Westbrook, habían conseguido la victoria en 8 de los últimos 9 partidos, suficiente para lograr el ansiado décimo puesto de la Conferencia Oeste, el último que da billete para el play-in.

La temporada en Dallas ha seguido una evolución que puede revestir cierto paralelismo con la de Washington, pero en términos menos dramáticos. Si bien empezaron mal, durante los últimos meses el objetivo ha sido ganar partidos para evitar el play-in. Es decir, para quedar quintos de la conferencia. Y ayer, por fin, tras la derrota de los Lakers frente a Sacramento, por fin tenían la oportunidad. Necesitaban una victoria.

El primer cuarto fue, a la vez, un tráiler y un espejismo. Fue un tráiler porque Doncic dio un aviso de lo que estaba por llegar. Fue un espejismo porque los 12 puntos de diferencia que consiguieron los Mavericks no implicaron una victoria sencilla. Ni mucho menos.

13 puntos, 4 rebotes y 6 asistencias en 8 minutos y medio. Si Fellini inició su carrera con un estilo neorrealista, Doncic está haciendo lo propio en el surrealismo. Cada actuación suya es un despliegue de inteligencia y talento que su juventud no hace sino acentuar. Los Mavericks, a su ritmo, anotaron 6 triples en el periodo, la mitad de ellos a nombre de un Maxi Kleber que acabaría el partido con 17 puntos.

El transcurrir del segundo cuarto parecía augurar, pese a los esfuerzos de Westbrook, una victoria fácil del conjunto local. A falta de poco más de tres minutos para el descanso la diferencia había llegado a ser de 16 puntos. Pero tres minutos en baloncesto son, pese a lo manido de la expresión, un mundo. Beal, Neto y Westbrook se combinaron para 15 puntos en ese intervalo de tiempo, dejando el marcador 65-70 a favor de los locales. Detengámonos un momento en la otra exageración estadística que nos dejó el partido: los 18 puntos de Russell Westbrook en este segundo cuarto, con un 7/9 en tiros de campo.

Foto vía Washington Wizards

El descanso no impidió que el tercer cuarto fuese una réplica de los últimos tres minutos del segundo. Los Wizards siguieron ofreciendo un baloncesto muy rápido, efectivo y coral que la defensa de los Mavericks no supo contener. De hecho, los ocho jugadores que pisaron el campo consiguieron anotar. Coincidió con un periodo del partido en que los tiradores de los Mavericks acumularon un esperpéntico 1/10 en triples y con una defensa del pick-and-roll más agresiva sobre Doncic que tuvo resultado, pues el esloveno solo tiró dos veces a canasta.

Los últimos 12 minutos comenzaron con un marcador de 97-89 a favor de los Wizards. La estrategia de los visitantes era clara: contener a Doncic amenazando con el 2 contra 1 y confiar en que los secundarios de Dallas no ganasen el partido. Estuvo a punto de salir bien.

En efecto, Doncic se vio obligado a adoptar un papel de facilitador en el ataque de los Mavericks. No fue mal, pues Hardaway Jr. y Trey Burke anotaron 9 y 7 puntos respectivamente Sin embargo, cuando Hachimura adelantó a su equipo (118-116) con un triple frontal a poco más de dos y minutos y medio para el final, Doncic se dispuso a dar las cuatro últimas pinceladas a su obra maestra. Un pull-up desde el tiro libre (29 puntos) que respondió Beal con una penetración, un pase para que Finney-Smith atacara el aro (19 asistencias) que contrarrestó Beal desde la línea de tiros libres, otro tiro de media distancia (31 puntos) que volvió a responder Beal desde el tiro libre y, finalmente, otro pase para que Finney-Smith, solo en la esquina, anotara el triple que ponía el 124-125 en el marcador (20 asistencias).

Quedaban 9 segundos. ¿Respondería Beal otra vez? La jugada estaba pensada para él, pero al intentar hacer un cambio por la espalda se botó el balón en el pie.  A pesar de eso, Neto recuperó el balón y se lo devolvió a Beal. El escolta, que llevaba 29 puntos en el partido, tuvo un triple frontal abierto para ganar el partido… pero falló. La victoria se quedaba en Texas.

Las consecuencias de este partido son las siguientes. Washington mantiene la décima posición del Este, y parece difícil que los Bulls, que ayer volvieron a perder, recorten los tres partidos de distancia que los separan. Dallas, por su parte, se coloca quinto del Oeste con el mismo récord que los Lakers pero con el duelo directo ganado. Aun así, la sombra del play-in sigue muy presente, pues Portland está a tan solo un partido de ellos. Está por ver cuándo recuperarán a Porzingis, nuevamente de baja (esta vez por un dolor en la rodilla derecha), pero con Doncic en el equipo todo es posible. Con Doncic en el equipo…

La dolce vita.

 

Ficha técnica
Washington Wizards: Westbrook (42), Beal (29), Neto (8), Hachimura (18), Len (0), Gafford (9), Bertans (5), Smith (6), López (5), Hutchison (2)
Dallas Mavericks: Finney-Smith (22), Doncic (31), Kleber (17), Richardson (8), Powell (11), Cauley-Stein (6), Hardaway Jr. (16), Brunson (4), Burke (7), Melli (3)
Parciales: 26-38, 65-70, 97-89, 124-125
Árbitros: Nick Buchert, Kevin Scott, Jonathan Sterling
Incidencias: Partido disputado en el American Airlines Center de Dallas ante 4351 personas.

@NBAdiccion

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies