Al Madrid o lo matas… o estás muerto

Los blancos, pese a perder el partido 2-3, acaban de conseguir el pase a las semifinales de la Uefa Champions League en una noche épica. Todo parecía perdido con el 0-3 del Chelsea pero Rodrygo en el 80, y Benzema en el 96 (prórroga) le dieron la vuelta a la eliminatoria. El Bernabéu ha vuelto a ser testigo de una hazaña histórica.

1
Real Madrid 2(5) 3(4) Chelsea

 

El comienzo del partido no fue muy diferente del resto, el Chelsea tomó la iniciativa y los de Ancelotti esperaron atrás. Tan bueno fue el arranque de los de Tuchel que en el minuto 15 ya iban 0-1. Mason Mount, después de un desajuste defensivo madridista y un buen pase de Werner se encargó de definir a la izquierda de Courtois para abrir el marcador. Después del gol, el partido no cambió mucho. Es cierto que el Madrid tuvo algún acercamiento pero la sensación seguía siendo que el Chelsea estaba más cerca del segundo que los blancos del primero. Y así pasaron los minutos hasta el 45. Los dos equipos se repartieron la posesión (48/52) y, pese a que el Chelsea siguió generando, el marcador no cambió.

La segunda parte tuvo más o menos la misma dinámica, pero mucho más fútbol. El Chelsea salió como un tiro del vestuario, y cuando apenas habían pasado 5 minutos desde el comienzo de la segunda parte, marcó el segundo. El gol, que supuso el 3-3 en el global (1-3 en la ida a favor de los blancos), lo marcó Rudiger en un córner que botó Mason Mount. Un cabezazo imparable que Courtois no tuvo opción de atrapar.

Después del gol las sensaciones seguían siendo las mismas, el Madrid no despertaba de su pesadilla y el Chelsea cada vez apretaba más. Después de algunas llegadas peligrosas de los visitantes, y una buena parada de Mendy en una falta que chutó Kroos, Marcos Alonso aprovechó un rebote en el área para poner el balón en la escuadra y el 0-3 en el marcador en el minuto 62. El gol acabó siendo anulado por el VAR ya que el balón le dio en la mano al español antes de que tirara. Este gol anulado le dio vida a un Madrid que parecía que estaba crítico.

De hecho, en la siguiente jugada, Benzema cabeceó el balón al larguero. Pese a que el equipo pareció mejorar momentáneamente, se notaba que el centro del campo blanco se estaba viendo muy superado por sus rivales y Ancelotti decidió introducir en el partido a Camavinga (el sustituido fue Kroos). Prácticamente después de la entrada del francés, Werner se encargó de poner el 0-3 en el marcador después de un recorte en el área pequeña sobre  Casemiro y una definición casi perfecta al palo contrario. Este gol dejaba al Madrid fuera y Ancelotti decidió dar entrada a Marcelo y Rodrygo (que sustituyeron a Mendy y Casemiro).

Cuando parecía que todo estaba perdido y con un Madrid casi muerto en el minuto 80, Luka Modric (con un pase que ya tiene copyright) puso un balón con el exterior que es digno de admiración para que Rodrygo la empujara al fondo de la red (1-3, 4-4 en el global). Después del gol del brasileño, tanto Tuchel como Ancelotti movieron ficha y dieron entrada a Pulisic (sustituyó a Werner) y Lucas Vázquez (sustituyó a Nacho). El partido, después de una segunda parte frenética, se fue a la prórroga.

Los primeros minutos de la prórroga fueron prácticamente una prolongación de los 90 anteriores hasta que Vinicius, en una contra local, puso un centro perfecto para Benzema que envió el balón al fondo de la red. Este gol supuso el 4-3 en la eliminatoria (2-3 en el partido) y rompió el partido. Entró Hakim Ziyech en el minuto 100 y hasta el 105 los dos equipos jugaron un partido de ida y vuelta en el que apenas hubo ocasiones peligrosas.

En la segunda parte de la prórroga, Jorginho y Saúl para intentar avasallar a los blancos y que estos no pudieran tener apenas el balón. Algo que funcionó, el Chelsea atacó y atacó y de hecho la tuvo en el 115 en un tiro de Ziyech desde dentro del área que Courtois mandó a córner. Después de eso entró Ceballos por Vinicius. Los intentos de los blues quedaron en vano, porque pese a tener 3 buenas ocasiones en los últimos minutos no fueron capaces de encontrar puerta.

Una vez más hemos asistido a una de esas noches eternas en el Santiago Bernabéu, de las que permanecen en el recuerdo y marcan historia. Una de esas noches que solo se entienden viendo la historia de los blancos en esta competición. De todo esto se pueden sacar muchas conclusiones, pero la más importante es que, el Real Madrid, es inmortal.

 

Ficha técnica
Real Madrid: Courtois, Carvajal, Nacho (Lucas Vázquez, min 88), Alaba, Mendy (Marcelo, min 78), Casemiro (Rodrygo, min 78), Kroos (Camavinga, min 73); Modric, Valverde; Benzema y Vinicius (Ceballos, min 115)
Chelsea: Mendy, Reece James, Thiago Silva, Rudiger, Marcos Alonso, Kanté (Ziyech, min 100), Lofts-Cheek (Saúl, min 106), Kovacic (Jorginho, min 106), Mount, Havertz y Werner (Pulisic, min 83).
Goles: 0-1, min 15: Mount. 0-2, min 51: Rudiger. 0-3, min 63: Marcos Alonso (Anulado). 0-3, min 75: Werner. 1-3, min 80: Rodrygo. 2-3, min 96: Benzema.
Árbitro: Szymon Marciniak, amonestó a Karim Benzema, Valverde, Camavinga y Carvajal por parte de los locales y a Reece James, Ziyech, Havertz, Tuchel y Azpilicueta por parte de los visitantes.
Incidencias: Partido correspondiente al segundo partido de la eliminatoria de los cuartos de final de la Uefa Champions League disputado entre Real Madrid y Chelsea en el Santiago Bernabéu.

 

 

1 comentario
  1. iker dice

    Muy buena cronica hugo👏🏻👏🏻👏🏻
    #HastaElFinalVamosReal #HalaMadrid

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies