Estadio Azul, gracias totales #AdiósEstadioAzul

¡Estadio Azul, gracias totales! #AdiósEstadioAzul

0

Como dice la canción de Héctor Lavoe: “Todo tiene su final, nada dura para siempre; tenemos que recordar, que no existe eternidad”, y hoy el final de una era está a la vuelta de la esquina. El Estadio Azul está viviendo sus últimos días en pie, pues después de tantos rumores sobre su demolición, que salieron a partir del 3 de agosto del 2016, está a punto de volverse realidad. El inmueble dirá adiós tras 72 años de historia.

El longevo estadio del fútbol mexicano fue escenario por última vez de un partido de fútbol, el pasado sábado 21 de abril, donde la máquina de Cruz azul le ganó 2-0 a Monarcas, en el partido correspondiente a la jornada 16 del Clausura 2018. Ambiente de fiesta y nostalgia se vivió entre los aficionados celestes, ya que extrañarán a quien ha sido casa de los cementeros durante más de 20 años.

Último partido del Estadio Azul

El estadio Azul fue construido en 1946, al mismo tiempo que la Monumental Plaza de Toros México, que se encuentra a su lado. Su primer nombre fue el Estadio Olímpico de la Ciudad de los Deportes; fue el primer estadio hecho en su totalidad de cemento en México y además de ser el más antiguo de la primera división del país.

El terreno de 15,000 metros cuadrados donde se localiza el estadio, en la delegación Benito Juárez, tiene un valor mínimo de 271 millones de pesos, de acuerdo con el portal inmobiliario Lamud. En promedio, un local comercial en esta demarcación tiene un precio de 25,000 pesos por metro cuadrado. El inmueble es propiedad de la familia Cosió, gracias a que Moisés Cosió (abuelo de Antonio Cosió) se lo compró a su dueño original Neguib Simón Jalife, debido a que el último no podía hacer frente a las deudas.

Estadio Azul y Plaza de Toros México.

Originalmente el inmueble sería un estadio de fútbol americano por lo que el primer partido que se jugó fue un partido de americano entre Pumas de la UNAM y los Aguiluchos del Heroico Colegio Militar. El Estadio Azul fue el primer complejo deportivo de nuestro país en recibir un partido de NFL fuera de los Estados Unidos, fue el 5 de agosto de 1978, cuando el inmueble de la colonia Nochebuena fue testigo del  New Orleans Saints 14 – 7 Philadelphia Eagles. El primer encuentro de futbol se celebró hasta el 5 de enero de 1947. Se trató de un partido amistoso entre el Veracruz contra el Racing de Avellaneda, que ganó el equipo veracurzano 2-1.

Puerta 19, vista desde la avenida.

El estadio Azul ha sido casa de 6 equipos diferentes (Atlante, América, Marte, Necaxa, Pumas y Cruz azul) a lo largo de estos 72 años, incluyendo a la selección mexicana. Llego a albergar hasta 4 equipos al mismo tiempo. En este campo han jugado futbolistas históricos a nivel mundial, como son los argentinos Diego Armando Maradona y Lionel Messi. El campeón del mundo de México 1986 jugo en la despedida de Carlos Hermosillo, mientras que la pulga jugó en 2011 en un partido amistoso con varias personalidades del fútbol mundial como Jorge Campos, Diego Lugano, Camoranessi, Palermo, Romario, Edgar Davids, entre otros.

A partir del próximo torneo Cruz azul regresará a jugar a la que fue su casa en su época dorada en los años 70, el Estadio Azteca. Billy Álvarez, presidente de Cruz azul, afirmó que los celestes estarán por lo menos 3 años jugando en el coloso de Santa Úrsula, ya que aún no tienen definido donde se construirá la nueva casa azul.

 “El proyecto está totalmente detenido. Nos ofrecieron terrenos en lugares donde no llega el metro. El 70% de nuestra afición llega al estadio en transporte público”.

“Firmamos la carta compromiso con el Azteca del 1 de junio de 2018 al 1 de junio de 2021 con una cláusula de extensión aún no definida. Si el nuevo estadio tarda tres, seis o nueve años, por nosotros mejor”.

Cruz azul necesita una milagrosa combinación de resultados, por lo que es casi seguro que el viernes pasado haya sido su última función, a menos que los resultados se den, y la máquina acceda a la liguilla, de ser así el estadio azul podría abrir sus puertas hasta 3 veces más antes de decir adiós. La directiva de Cruz azul ha ofrecido visitas al inmueble en los próximos meses de Mayo, Junio y Julio, para que su afición pueda conocer más a fondo el recinto antes de su desaparición.

 

Vista aérea del estadio Azul
Parche conmemorativo del último partido en el Azul
Mosaico de la afición del Azul
Ficha técnica

 

Inquilinos del estadio azul

Atlante

América

Marte

1947/1957,

1983/1989,

1991/1996, 2000/2002

1947-1955 1947-1953

 

Necaxa

Pumas

Cruz azul

1950/1955 1966-1969

1996/2018

 

Capacidad: 36,681 espectadores

Vestidores: 6, dos profesionales, dos de árbitros y dos preliminares

Remodelaciones: 3 (1996, 2004,2010)

Accesos: 23 accesos exteriores y 24 interiores, con taquillas en las puertas 10 y 15.

Palcos: 92 palcos, con 1,210 lugares

Zona de comida: 264 asientos

 

Por Diego de la Vega.

Sígueme en mi cuenta de twitter: @diegodelavm5

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies