Inglaterra exhibe su favoritismo

Dos goles de Kane y el poderío a balón parado le llega para pasar por encima de una Ucrania superada desde el minuto uno

0

Haciendo buena su condición de favorita, Inglaterra ya está en semifinales. Al pasar por encima de una Ucrania que nunca se encontró en el partido disputado en Roma, la selección anglosajona alcanza ese penúltimo escalón en la Eurocopa por tercera vez en su trayectoria para tratar de corregir una deuda que tiene con la historia. No lo logró ni en 1968; tampoco en 1996 consiguió pasar de ahí, siendo la única gran selección que jamás ha levantado el cetro continental. Nunca ha disputado una final, pero ahora Wembley y su público le espera en unas semifinales y una final donde además las demás selecciones difícilmente podrán llevar a sus aficionados para darles aliento.

Ucrania 0 4 Inglaterra

El gol de Kane a los cuatro minutos, estirando su puntera en el área para aprovechar un imaginativo servicio de Sterling en lo que ya marcó el partido horripilante que le esperaba a Ucrania, le ofreció a Inglaterra el contexto en el que más cómoda se siente. Southgate había dispuesto una alineación para buscar el desequilibrio por las bandas, lógico frente a un rival que se esperaba estuviese ordenado. Recurrió a un Sancho que sólo había jugado seis minutos en todo el torneo y regresando a la línea de cuatro defensas. Ese gol en el minuto 4 no hizo más que confirmar que el plan del seleccionador inglés funcionaba a la perfección.

Lo cierto es que Ucrania reaccionó bien al gol. No se descompuso. No alteró su plan, siguió como si todo fuese 0-0 y logró plantear el partido que quería. Así los jugadores de Shevchenko, buenos alumnos, permanecieron impasibles tras el tempranero tanto, ofreciendo campo a Inglaterra para que trenzara posesiones estériles que sólo Sterling era capaz de enriquecer con su electricidad. Cuando eso ocurrió, los guantes de Bushchan se encargaron de que nada cambiara y Ucrania siguiese viva.

El problema de Ucrania es que no podía cometer más errores. Uno más, un gol más y se acababa. Y ahí apareció primero Maguire en un libre indirecto y después Kane sacaron brillo con sus cabezas a sendos envíos de Shaw. Con un 0-3 en el Olímpico de Roma el derrumbe ucraniano fue inevitable, emocionalmente roto, sabiéndose ya fuera del torneo en el que, a pesar de lo feo que es el marcador final, se van con honores.

El gol de Henderson, pasada la hora de partido, simplemente sirvió para confirmar que la noche no tenía más historia. Southgate aprovechó para sacar del campo a los futbolistas apercibidos y a los más desgastados. El marcador le daba opción de reservar esfuerzos y de mantener, aunque sea solo de forma simbólica, su portería a cero. Inglaterra, ciertamente, asusta. Pero ahora llega el momento de la verdad y en el que deberá confirmarse como esa gran favorita que todo el mundo dice, pero de la que, a la vez, casi todo el mundo duda a pesar de sus resultados.

Ficha técnica
Ucrania: Bushchan; Zabarnyi, Kryvtsov (Tsygnakov, min. 35), Matviyenko; Karavaev, Sydorchuk (Makarenko, min. 65), Zinchenko, Mykolenko; Shaparenko; Yarmolenko, Yaremchuk.
Inglaterra: Pickford; Walker, Stones, Maguire, Shaw (Trippier, min. 65); Rice (Henderson, min. 57), Phillips (Bellingham, min. 65); Sancho, Mount, Sterling (Rashford, min. 65); Kane (Calvert-Lewin, min. 73).
Goles: 0-1: Kane, min. 4; 0-2: Maguire, min. 46; 0-3: Kane, min. 50; 0-4: Henderson, min. 63.
Árbitro: Felix Brych. Alemania. En el VAR estaba Marko Fritz. Alemania.
Sin amonestaciones.
Incidencias: Partido correspondiente a los cuartos de final de la Eurocopa 2020 disputado en el Estadio Olímpico de Roma (Italia).
Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies