El próximo rival: UD Almería

En este artículo se puede visualizar un análisis táctico sobre el próximo rival del Girona, la UD Almería. Se utiliza el análisis cualitativo y cuantitativo para poder conocer mejor al rival.

0

Este domingo día 27 de marzo, a las 21:00, el Almería recibe al Girona en el Estadio de los Juegos Mediterráneos en el que será, sin duda alguna, uno de los partidos más destacados del fin de semana, tanto por clasificación, por propuestas de juego, por dinámicas y también por la gran rivalidad entre andaluces y catalanes en los playoff.

El Almería, actualmente, se encuentra en segunda posición, a tan solo 1 punto del líder de la categoría, el Eibar. La baja, por la participación en la Copa África de Umar Sadiq, hizo que los andaluces perdieran toda la ventaja lograda en la primera vuelta y perdieran también la primera posición. Durante las fechas en las que no estuvo Sadiq, el Almería solo pudo sumar 1 punto en 5 partidos, cosechando derrotas contra rivales como Eibar, Oviedo, Lugo o Cartagena.

A pesar de eso, el equipo de Rubi, sigue teniendo unas grandes cualidades ofensivas y defensivas siendo entre otras estadísticas, el segundo equipo menos goleado y el equipo más goleador de la categoría.

En este artículo se puede visualizar ciertos aspectos tácticos del equipo de Rubi y los más destacados son los siguientes:

  • Estructura en fase de salida de balón y progresión
  • Estructura en fase defensiva
  • Acciones a balón parado defensivo y ofensivo
  • El punto fuerte
  • El punto débil
  • Jugador a tener en cuenta

Estructura en fase de salida de balón y progresión

Salida de balón 1-4-3-3

El conjunto andaluz se estructura con la formación 1-4-3-3 en salida de balón aunque en repetidas ocasiones los de Rubi, hacen una pequeña variación incorporando al mediocentro en la línea de los centrales. Este motivo tiene dos explicaciones: ganar altura de los centrales, sobretodo Chumi, para que tenga más espacio para progresar con balón. Más adelante veremos imágenes sobre Chumi y su gran relación con el balón que le permite ser diferencial en la salida de este. El otro motivo que por el que inician con 3, es para compensar la baja de Sadiq arriba, generando un movimiento de los extremos que en seguida se comentará. 

El Almería es un equipo que quiere tener el balón, siendo el tercer equipo con mayor posesión de este. En Girona ya se vio el fútbol que le gusta a Rubi: alternar mucho los pases horizontales pero sin perder de vista lo que tiene el equipo delante para poder jugar vertical. El equipo cuida bien el balón aunque los dos interiores les cueste mantener la posición y no acercarse a balón cuando este no requiere, cosa que hace tener carencias en zonas más avanzadas el campo cuando la primera línea de presión es superada.

Zonas de recepción entre líneas

Cómo se puede ver en la imagen, los dos extremos, ya ubicados en posiciones interiores, se posicionen entre líneas del equipo rival, en situaciones donde ofrecen una línea de pase a los poseedores de balón. En esta posición, son realmente peligrosos cuando reciben, ya que si saltan a presionar los laterales rivales, el espacio puede ser atacado por el lateral de banda correspondiente. Si el que salta es el central, es el punta Ramazani el que tiene que amenazar con desmarques de rupturaa la espalda del central que salta.

 

Con la baja de Sadiq, se ha aprovechado y se ha hecho análisis de aquellos partidos donde el delantero no jugó, y se ha observado como el equipo opta por una estructura de ataque que hace juntar más a los tres jugadores atacantes para tener una alternativa muy fiable como salida de balón. Como se ha comentado anteriormente, las figuras de tercer hombre son muy frecuentes utilizando a los extremos o al delantero para conectar después entre ellos o con un tercer hombre que no tenía línea de pase anteriormente. En esta secuencia de imágenes se puede apreciar perfectamente una triangulación como la que se estaba describiendo recientemente donde es Ramazani el que se percata del espacio libre y pide el balón que tiene Chumi. Cuando el delantero recibe, salta el central a presionarle y deja un espacio que Pozo puede aprovechar.

En esta secuencia se puede observar como a través de la variación 1-3-4-3, el extemo derecho Pozo tiene espacio a la espalda del central que salta a perseguir a Ramazani cuando este ataca el espacio libre

Además, un factor importante y a tener muy en cuenta es la velocidad de los jugadores de arriba: tanto Pozo, Ramazani, Appiah, e incluso los dos laterales, son jugadores muy rápidos a los que les cuesta poco sacar ventaja a sus perseguidores, cosa que hace aún más peligrosa esta situación táctica.

 

Estructura en fase defensiva

El Almería, en fase defensiva, tiene dos estructuras facilitadoras de presión: la primera es el 1-4-4-2 en rombo, que es un sistema que permite tener muchos jugadores a campo rival. Es muy importante ante esta estructura utilizar bien a los laterales ya que acostumbran a ser los jugadores libres, ya que son los interiores del rombo los que tienen que saltar a cubrirles.

Otra formación utilizada por los de Rubi es el 1-4-1-4-1, que son realmente parecidas y solamente cambia la posición del delantero centro en función de los intereses: apretar a los centrales y al portero o quedarse con el mediocentro rival. Con esta última, el equipo tiende a posicionarse en un bloque medio.

Presión alta con estructura 1-4-4-2 rombo
Bloque medio 1-4-1-4

 

 

 

 

 

 

 

Acciones a balón parado defensivo y ofensivo

Los andaluces son un equipo poco anotador a balón parado. De los 51 goles anotados esta temporada, solo 3 han sido en acciones de este tipo. Ofensivamente, se ha analizado un saque de esquina de cada tipología: uno en corto, uno al primer palo y uno al segundo. En las siguientes imágenes se puede observar perfectamente las tres tipologías de jugadas, como se desarrollan, para quién van, y los roles y funciones de los jugadores implicados.

Es necesario tener en cuenta a jugadores como Chumi y Babic que, con su estatura, son los más peligrosos en este tipo de acciones.

ABP defensivo UD Almería

 

Defensivamente, el equipo se estructura con un marcaje mixto, poniendo a un jugador en el primer poste, dos líneas de 3 jugadores, los primeros en el área pequeña y los siguientes separados 3 metros de los anteriores, un jugador preparado para defender la corta y dos jugadores en marca.

El punto fuerte

Según los partidos analizados, se ha detectado como punto fuerte la presión tras pérdida de los chicos de Rubi. El Almería es el segundo equipo que más balones recupera en el último tercio de campo y esto lo logra gracias al compromiso y al esfuerzo de todo el equipo en estar juntos y bien colocados en el momento de perder el balón. En estas imágenes se puede observar cómo hasta 6 jugadores presionan la pérdida del balón en un espacio muy pequeño y lejano a la portería rival.

Acción 1 presión tras pérdida
Acción 2 presión tras pérdida

 

 

 

 

 

 

Con tan solo 6 segundos, los almerienses han poblado la zona de pérdida con los jugadores suficientes para recuperar el balón y tenerlo en disposición de ataque, cerca de la portería rival.

El punto débil

Sin ninguna duda, el hecho de que no esté Umar Sadiq hace que el Almería sea un equipo distinto. El nigeriano es el arma principal de los de Rubi sumando un total de 15 goles y 7 asistencias que significa que el delantero ha participado anotando o asistiendo en un 43% de los goles del equipo. A pesar de eso, el equipo sigue siendo muy competitivo y difícil de ganar aunque es una ausencia que pesa mucho en los esquemas del entrenador catalán.

Jugador a tener en cuenta

A pesar de no poder contar ni con Sadiq ni con Samu, el Almería sigue teniendo dos jugadores claves en su esquema y en su manera de jugar. Estos son Chumi y Ramazani. La conexión entre el central y el delantero es el arma principal y la columna vertebral del equipo el día que falta Sadiq. Como se ha visto anteriormente, la facilidad del central para realizar pases saltándose líneas de presión y la buena habilidad de Ramazani colocándose entre líneas para ser el receptor de estos balones hace que la presión del Girona tenga que ser orientada y eficaz y que las vigilancias de los centrales sean efectivas para hacer que esta situación no se de frecuentemente.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies