El Real Madrid vuelve a la senda de la victoria

Los blancos se impusieron a Zalgiris Kaunas por 70-58 en un partido muy duro y trabajado por parte de los chicos de Pablo Laso. Gabriel Deck, MVP, con 14 puntos, seis rebotes y dos robos.

0
Real Madrid 70 58 Zalgiris Kaunas

 

Alerta roja para el Real Madrid. Los blancos no conocen la victoria desde la derrota en la final de la Copa del Rey de Madrid 2021 ante el Barça, y, tras el parón de selecciones, los madridistas deben reconducir el camino en la Turkish Airlines Euroleague si no quieren complicarse los playoffs. Enfrente, un Zalgiris Kaunas en plena pelea por estar en la postemporada.

Defensa y más defensa

Empezó más enchufado Zalgiris Kaunas. A través de la exuberancia física y las manos en defensa, los lituanos querían imponer su ritmo. Sólo desde la defensa y el rebote consiguieron los blancos meterse en el partido. Y ahí, como suele ser habitual, brillaba Walter Tavares para la primera ventaja en el 9-6.

El Real Madrid comenzaba a abusar de su mejor arma en la Euroliga, el triple, y a través de esos lanzamientos conseguía agrandar la renta. De tres en tres hasta el +10 con el 18-8 a falta de dos minutos y medio para el final del primer cuarto. Un marcador que no variaría mucho al término de los primeros diez minutos, con la subida de la defensa de ambos equipos. 21-13.

Ambos equipos centraron sus esfuerzos en la defensa. Pintaba partido a pocos puntos, y esa era un agua en la que se movía mejor Zalgiris Kaunas. Aún así, los lituanos no conseguían frenar las embestidas de un Real Madrid que se mostraba muy sólido atrás y que sabía aprovechar sus opciones en ataque. Con las zonas muy protegidas, los triples empezaron a llover en el WiZink Center. Un arreón de los chicos de Martin Schiller ponía el 28-23 a cinco minutos del descanso.

No aparecían las estrellas de Zalgiris Kaunas. Ni Marius Grigonis, ni Joffrey Lauvergne, ni Augustine Rubit… Y eso, unido a que el Real Madrid encadenó varios contraataques consecutivos, devolvía la tranquilidad al marcador. Necesitaban mucho más los lituanos. La frustración era palpable en la cara de un Rokas Jokubaitis incapaz de frenar a Jaycee CarrollThomas Walkup acortó el marcador hasta el 36-31 con el descanso posado sobre el partido.

El triple, la solución

Tuvo que arriesgar Zalgiris Kaunas con presión tan canasta para crear problemas al Real Madrid. Los derroteros del partido no variaron con los de la primera mitad: defensa como prioridad, pinturas cerraditas, mucho tiro exterior y poco acierto. Y, además, con volúmenes de pérdidas de balón altísimos. La intensidad de los lituanos, que no dejaron de creer en ningún momento, pusieron el 39-38 tras cinco minutos.

La dureza del partido fue a más en cada acción. Ante unos árbitros que dejaron el listón de los contactos muy alto, las defensas se permitían las licencias de ser más duros, generando situaciones muy físicas en las que el Real Madrid resolvió desde el triple con Gabriel Deck como protagonista. El partido, como dice el refrán, estaba para hombres, y el que más lo demostrara iba a llevarse la victoria. 51-42 con todo por decidirse en el último cuarto.

El Real Madrid no se arrugó en ningún momento ante los constantes intentos de Zalgiris Kaunas de endurecer el partido. Donde no les llegaba el talento, tenían que llegar por físico. Pero la calidad en momentos críticos de los blancos solventaron las papeletas difíciles. A base de triples, el 64-48 a cinco minutos del final fue decisivo.

Lo peleó hasta el final Zalgiris Kaunas, sabedor de que se acaban las jornadas y no está en puestos de playoffs, pero sería el Real Madrid el que rompería la barrera de las dudas para recuperar la sonrisa de la victoria tras la final perdida de la Copa del Rey.

Ficha técnica
Real Madrid- 70: Nicolás Laprovittola (9), Fabien Causeur (5), Gabriel Deck (14), Usman Garuba (3), Walter Tavares (6) -banquillo- Alberto Abalde (5), Alex Tyus (-), Felipe Reyes (-), Tristan Vukcevic (-), Carlos Alocén (4), Jaycee Carroll (12), Trey Thompkins (12).
Zalgiris Kaunas- 58: Thomas Walkup (8), Rokas Jokubaitis (4), Marius Grigonis (6), Augustine Rubit (4), Nigel Hayes (11) -banquillo- Marek Blazevic (-), Lukas Lekavicius (8), Paulius Jankunas (13), Karolis Lukosiunas (-), Martinas Geben (2), Steve Vasturias (-), Joffrey Lauvergne (2).
Parciales: 21-13 | 15-18 | 15-11 | 19-16
Árbitros: Damir Javor, Milivoje Jovcic y Kristaops Konstantinovs.
Incidencias: Partido correspondiente a la vigesimosexta jornada de la regular season de la Turkish Airlines Euroleague, disputada en el WiZink Center, Madrid, España.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies